Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE propone que el fútbol femenino participe de los ingresos de las quinielas

En una PNL piden que la recaudación de las apuestas se destine a la liga profesional femenina

Varias futbolistas ante una portería.

La igualdad tiene que llegar también a las quinielas. Es la premisa con la que parte el Grupo Socialista, que ha presentado este miércoles en el Congreso una proposición no de ley (PNL) sobre la participación de los clubes femeninos de fútbol en los ingresos de las apuestas deportivas del Estado. La iniciativa, abanderada por la diputada socialista Ángeles Álvarez, junto a jugadoras de fútbol y las asociaciones que las representan, pretende acabar con la discriminación de las futbolistas, conseguir la visibilidad de la liga femenina y, sobre todo, promover beneficios económicos que permitan que las jugadoras puedan ser profesionales.

Porque ahí está la principal diferencia entre sexos: mientras los jugadores de la Primera Liga masculina cobran fichas millonarias, las futbolistas de igual categoría necesitan compaginar el deporte con otros trabajos para poder estar dadas de alta en la Seguridad Social. A ello se añaden la falta de incentivos económicos, incluso en Primera División; los escasos patrocinios o la ausencia de retransmisiones de las citas futbolísticas, que podrían incentivar el apoyo publicitario.

Álvarez ha explicado a Europa Press que las mujeres futbolistas necesitan espacios donde se les haga visibles y contar con una financiación suficiente para poder profesionalizarse. Según los cálculos que maneja, las apuestas deportivas recaudan entre 45 y 50 millones de euros. De esa cantidad, el 45% se destina a las Diputaciones Provinciales, otro 45% a la liga masculina y el 10% a la federación de fútbol profesional. "Es poco dinero para la liga profesional masculina y mucho para la femenina, porque actualmente no hay ningún apoyo oficial a este tipo de clubes", ha señalado la diputada.

Las futbolistas de Primera División necesitan compaginar el deporte con otros trabajos para poder estar dadas de alta en la Seguridad Social

El texto de la PNL, al que ha tenido acceso EL PAÍS, propone al Congreso cuatro medidas con este fin: que el fútbol femenino entre en las apuestas deportivas, que un porcentaje de la recaudación obtenida sea destinada al fútbol profesional de las mujeres, la creación de una comisión específica que gestione dichos fondos -formada por el Consejo Superior de Deportes, los equipos de máxima categoría de la liga femenina y asociaciones que promueven servicios para fomentar la práctica de este deporte- y que, hasta que se apruebe la normativa que regule detalladamente todas estas cuestiones, los partidos de las jugadoras se fijen por el momento, "al menos en la semana que no haya fútbol de máxima categoría nacional de la liga de fútbol profesional masculina".

"Es evidente que, en España, el fútbol femenino no tiene muchos apoyos económicos ni oficiales", justifica la PNL socialista, que recuerda que su propuesta no es más que el desarrollo de la Ley de Igualdad, cuando promueve estrategias de fomento del deporte femenino. "En su artículo 29 encomienda al Gobierno la promoción del deporte femenino mediante programas específicos, instándole a favorecer su acceso a la práctica deportiva, además de exigir la inclusión de la igualdad en los programas públicos de desarrollo deportivo", señala el texto.

La diputada Álvarez recuerda que, pese a que el fútbol femenino solo fue reconocido en 1983 (y la federación en 1988), hoy la selección de mujeres está en el Grupo 2 para las clasificaciones del Mundial de 2015, que se celebrará en Canadá. "El recorrido ha sido largo y los objetivos logrados importantes a pesar de que los obstáculos siguen siendo hoy visibles, reales y persistentes", defiende.

Los socialistas no tienen la mayoría en el Congreso. Pero esta iniciativa permitiría que el fútbol femenino -cuya federación cuenta con 61.394 licencias y en ella compiten 104 equipos- no quedara eternamente en fuera de juego.

Más información