Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Infanta, en la misa por don Juan, su primer acto oficial tras el caso Urdangarin

Una misa por el centenario del nacimiento de don Juan reúne a la familia real

Al acto acuden los representantes de las principales instituciones con Rajoy a la cabeza

El 100º aniversario del nacimiento de don Juan, el padre del rey Juan Carlos, ha reunido este jueves a la familia real casi al completo –Reyes, Príncipes y las Infantas Elena y Cristina- y ha sido el primer acto oficial de doña Cristina desde octubre de 2011. Hacía año y medio que esa imagen no se producía: la última vez que se les vio a todos juntos fue el día de la Fiesta Nacional de 2011, apenas dos meses antes de la imputación de Iñaki Urdangarin en el caso Nóos. El esposo de la Infanta, apartado de la vida oficial de la Casa del Rey y borrado de la página web de La Zarzuela, no ha acudido a la ceremonia. Tampoco ha asistido la Infanta Leonor, segunda en la línea de sucesión al trono, ni su hermana Sofía, ni los hijos de los duques de Palma. Todos estaban en el colegio, según la Casa del Rey. La infanta Elena sí ha acudido acompañada de su hijo, Felipe Juan Froilán.

La reaparición de la Infanta se produce, además, en medio de la polémica por el informe de Hacienda que le atribuyó la venta de 13 fincas por un supuesto error. Doña Cristina ha estado apartada de hecho de la vida oficial de La Zarzuela desde poco antes de la imputación de su marido, pero no ha dejado de acudir a las citas familiares. Por ejemplo, fue, acompañada de Urdangarin, a ver a su padre cuando se operó de la cadera en noviembre de 2012 y cuando fue intervenido de una doble hernia discal el pasado tres de marzo, esta vez sin su marido. El acto de hoy, además de ser institucional, destacan en La Zarzuela, también es familiar, en el caso de doña Cristina, un homenaje al abuelo paterno.

El acto, que ha consistido en una misa en la capilla del Palacio Real de Madrid oficiada por el arzobispo castrense, Juan del Río, ha reunido no solo a la familia real, sino a todos los poderes del Estado. Así, han acudido al homenaje el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y los ministros de Interior, Jorge Fernández Díaz, Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, y Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, así como el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero, el hijo del expresidente Adolfo Suárez, el nuevo presidente del Tribunal Constitucional, Francisco Pérez de los Cobos, del Supremo y el Poder Judicial, Gonzalo Moliner, del Congreso, Jesús Posada, y del Senado, Pío García-Escudero, el presidente madrileño, Ignacio González, la alcaldesa, Ana Botella, y los regidores de Barcelona, Xavier Trías –Don Juan llevaba el título de conde de esta ciudad- y de La Granja de San Ildefonso, José Luis Vázquez Fernández , –por ser la localidad donde hace 100 años nació el padre del Rey–. En total, más de 200 personas han presenciado la ceremonia, incluidos representantes de otras casas reales y amigos de don Juan, como la enfermera que le atendió en sus últimos días de vida.

Sectarismos y partidismos

Durante la homilía, el arzobisbo castrense ha elgogiado la figura de don Juan: "España le debe gratitud, reconocimiento y dar a conocer su obra a las nuevas generaciones. Sin su generosidad, nuestro pueblo difícilmente hubiese gozado hoy de la reconciliación social, de la democracia y el desarrollo socioeconómico que tiene". Y se ha referido a los "sacrificios" que tuvo que asumir: "Vio truncada su vocación de marino para entregarse a defender la legitimidad histórica que le encomendó su padre, el rey Alfonso XIII, asumió los sinsabores de un largo exilio, el dolor de nuestra contienda civil, las incomprensiones de cercanos y lejanos", ha dicho. Durante su homilía, el arzobisbo castrense se ha dirigido a don Juan Carlos –que ha entrado caminando con dos muletas pero se ha desprendido de ellas en el interior de la capilla– para decirle: "Es lógico que en esta mañana, señor, vuestra mente se llene de recuerdos familiares y vuestro corazón se ensanche de amor filial hacia el que es norte y guía, para salvaguardar que la Monarquía sea de todos y para todos, lejos de sectarismos y partidismos".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >