Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El SUP considera una “barbaridad” la orden de actuar en los escraches

El sindicato policial asegura que la instrucción pone la policía "a los pies de los caballos"

La plataforma antidesahucios anuncia más medidas de protesta

El SUP considera una “barbaridad” la orden de actuar en los escraches

El portavoz del Sindicato Unificado de Policía (SUP), José María Benito, calificó ayer de “barbaridad” la instrucción del Ministerio del Interior para que actúen en los escraches —actos de acoso o hostigamiento a políticos—, identificando o deteniendo a los participantes, informa Efe. Según el mayoritario sindicato policial, la orden pone a los agentes “a los pies de los caballos” y en riesgo su seguridad jurídica.

La Secretaría de Estado de Seguridad ha hecho llegar a las comisarías la siguiente instrucción: “Contra quienes ejercen actos de hostigamiento y acoso a miembros de partidos políticos, sedes de partidos, etc., se procederá en primer lugar a identificar para sanción a quienes participen en estos actos, con arreglo a la Ley de Seguridad Ciudadana (la denominada ley Corcuera) o bien, si se tratara de actos constitutivos de delito, se procederá a la detención de dichas personas conforme a la legislación vigente”.

El portavoz del SUP cree que la instrucción supone “retorcer” la ley porque “si no se está cometiendo ningún delito o infracción administrativa, identificar a los ciudadanos y proponerlos para sanción es hacer una lectura torticera” de la normativa que puede llevar a identificaciones masivas “sin cobertura legal”.

La portavoz de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, Ada Colau, advirtió ayer que van a “aumentar las medidas de protesta” ante la negativa del PP a aceptar la dación en pago y pese a las instrucción de Interior de identificar a los asistentes a las movilizaciones. Colau también criticó en Ràdio 4 que Interior no envíe a la policía a actuar ante los “gravísimos casos de corrupción, de acoso y hostigamiento de las entidades financieras contra las personas más vulnerables”.

Fuentes del Ministerio de Interior aclararon tras la instrucción que se trata de identificar a quienes se comporten de manera violenta y que la detención solo se produciría en caso de que hubiera agresiones, insultos graves, lanzamientos de objetos o cualquier otra circunstancia violenta, “como en cualquier otra manifestación”. Es decir, la mera presencia en escraches no conllevará ni la identificación ni la detención.

Por otro lado, la policía protegerá de forma temporal a los políticos que denuncien amenazas y acoso por los escraches. Al menos ocho diputados del PP han sido visitados en sus casas por desahuciados y algunos de ellos han denunciado amenazas de los participantes en las protestas, a quienes han equiparado con los radicales abertzales del entorno de ETA.

 

Más información