Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Castilla-La Mancha amenaza con multar a los farmacéuticos que cierren hoy

1.200 boticas de Ciudad Real, Cuenca, Guadalajara y Toledo tienen previsto cerrar hoy por el impago de 125 millones por el Gobierno de Dolores de Cospedal

A falta de acuerdo, amenaza. El director general de Calidad, Planificación, Ordenación e Inspección de la Consejería de Sanidad de Castilla-La Mancha, Javier Hernández Pascual, ha advertido de que el cierre que pretenden hacer hoy unos 1.200 farmacéuticos no está autorizado. “Incumple la reglamentación” y puede ser considerado como “una falta grave”, señaló, lo que implica multas que pueden rondar los 3.000 euros.

Es la última respuesta del Ejecutivo que preside María Dolores de Cospedal al cierre patronal —el primero en la historia— acordado estos días por los propietarios de las oficinas de farmacia, a quienes la Junta adeuda el importe de las facturas desde mediados de mayo (unos 125 millones de euros). Los boticarios han acordado el cierre con el mantenimiento de un servicio similar a los de las guardias de festivos (aproximadamente, un tercio de los establecimientos).

Hernández Pascual recordó: “La oficina de farmacia es un establecimiento sanitario privado de interés público”, según se recoge en la legislación, que “promueve el interés público mediante una reglamentación orientada a garantizar el derecho de la población a la asistencia farmacéutica continuada”, según informó en una nota de prensa la Junta de Comunidades.

Asimismo, indicó: “El reglamento farmacéutico atribuye a la interrupción unilateral del servicio farmacéutico por parte de la oficina de farmacia la consideración de infracción grave”. Según Hernández Pascual, la legislación vigente “no contempla el cierre del establecimiento por motivos económicos”.

A la medida de protesta no se han sumado, hasta el momento, los farmacéuticos de Albacete, que esta tarde están reunidos en una asamblea para analizar la situación, aunque en otra asamblea celebrada el 29 de julio habían acordado no secundar una convocatoria de cierre masivo de las oficinas de farmacia. Los farmacéuticos han advertido reiteradamente que están en una situación límite, que están al borde de la quiebra y siguen reclamando a la Junta que establezca un calendario de pagos, ya que incluso hay algunos farmacéuticos a los que ya no les suministran los proveedores.

El Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos aseguró ayer que el pago de los medicamentos dispensados en las farmacias debe ser "una prioridad" en las partidas presupuestarias de las comunidades autónomas.

En un comunicado, el Consejo se refiere así a los retrasos que se están produciendo en algunas comunidades autónomas en el pago a las farmacias de los medicamentos dispensados a los pacientes y subraya que la prestación farmacéutica es un servicio que "se debe garantizar por parte de las administraciones sanitarias en beneficio de los ciudadanos".

Los farmacéuticos entienden que el pago de los medicamentos a las farmacias debe ser prioritario, al igual que la remuneración del resto de los profesionales sanitarios que trabajan en los servicios regionales de salud.

La demora en el pago a las farmacias de los medicamentos dispensados genera, a juicio del Consejo,"enormes dificultades" para el farmacéutico a la hora de adquirir los productos y de renovar las existencias.

El Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos ha asegurado hoy que el pago de los medicamentos dispensados en las farmacias debe ser "una prioridad" en las partidas presupuestarias de las comunidades autónomas.

En un comunicado, el Consejo se refiere así a los retrasos que se están produciendo en algunas comunidades autónomas en el pago a las farmacias de los medicamentos dispensados a los pacientes y subraya que la prestación farmacéutica es un servicio que "se debe garantizar por parte de las administraciones sanitarias en beneficio de los ciudadanos".

Los farmacéuticos entienden que el pago de los medicamentos a las farmacias debe ser prioritario, al igual que la remuneración del resto de los profesionales sanitarios que trabajan en los servicios regionales de salud.

La demora en el pago a las farmacias de los medicamentos dispensados genera, a juicio del Consejo,"enormes dificultades" para el farmacéutico a la hora de adquirir los productos y de renovar las existencias.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >