Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zapatero nombra a Blanco portavoz para preparar las elecciones y agotar mandato

Antonio Camacho, hasta ahora secretario de Estado, será el nuevo titular de Interior

Salgado y Chaves ascienden en el escalafón de las vicepresidencias

Zapatero tiene una media de más de una crisis por año de gobierno

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha anunciado en una breve comparecencia de apenas 10 minutos los nombres de quienes sustituirán a Alfredo Pérez Rubalcaba en su Gabinete. El ministro de Fomento, José Blanco, será el nuevo portavoz para intentar agotar la legislatura y preparar las elecciones generales de marzo de 2012. Además, Antonio Camacho, el secretario de Estado de Interior desde 2004, asciende al primer puesto como ministro. El presidente ha cumplido así su anuncio de que sería una remodelación mínima "prudente y moderada".

Zapatero ha justificado estos nombramientos en que los perfiles de ambos eran los adecuados para este momento. De Blanco, el presidente ha afirmado que hay dos razones "fundamentales" para haberlo elegido como portavoz del Gobierno: "Conoce la acción global del Gobierno y tiene una confianza muy directa conmigo, muy trabada durante mucho tiempo".

Los cambios significan que el Gobierno sigue trabajando a pleno rendimiento"

JOSÉ LUIS RODRÍGUEZ ZAPATERO

Sobre el nuevo ministro de Interior, Zapatero ha recalcado que tiene una "dilatada trayectoria" en el ministerio que ahora va a dirigir, "un ministerio que ha cosechado grandes éxitos en la lucha terrorista", ha puntualizado el presidente. Camacho, por tanto, ha contribuido a esos éxitos y, además, ha agregado el presidente, conoce muy bien la responsabilidad que va a desempeñar. "Tiene un perfil muy adecuado", ha recalcado.

Ya no existirán tres vicepresidencias. La ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, pasa de vicepresidenta segunda a primera, y el ministro de Política Territorial, Manuel Chaves, de vicepresidente tercero a segundo, y se elimina la vicepresidencia tercera. Además, Zapatero ha avanzado que será Salgado la que realice las tareas de presidir el Consejo de Ministros, en ausencia del presidente del Gobierno. Esto convierte a la vicepresidenta en la número dos del Gabinete, lo que permite también certificar que será un final de mandato centrado en las políticas económicas. Además, implica que Zapatero finalizará su mandato como lo empezó: con una mujer como su mano derecho. En 2004 fue María Teresa Fernández de la Vega, ahora será Elena Salgado, que ha dicho desde Bruselas que es un "honor" asumir el cargo y que "básicamente" seguirá haciendo "lo mismo". 

"Los cambios significan que el Gobierno sigue trabajando a pleno rendimiento", ha destacado el presidente, lo que se interpreta como un nuevo aviso de su intención de agotar su mandato en marzo. Además, ha recalcado que ahora este nuevo Gabinete va a tener que trabajar "pisando el acelerador" para completar las reformas legislativas pendientes para hacer frente a la crisis económica. "El Gobierno gobierna, es su tarea apremiante, y va a seguir haciéndolo", ha agregado Zapatero, que ha subrayado que la política económica es la tarea más importante que tiene el Ejecutivo en adelante.

Los españoles no demandan más cambios, sino un Gobierno que les ayude a salir de la crisis"

DOLORES DE COSPEDAL

El portavoz socialista en el Congreso, José Antonio Alonso, ha asegurado que la crisis de Gobierno pretendía ofrecer "confianza" y "estabilidad" y muestra que "el Ejecutivo está preparado para afrontar la crisis.

La secretaria general del PP, Dolores de Cospedal ha tildado la remodelación del Ejecutivo de "parche", y ha asegurado que "los españoles no demandan más cambios, sino un Gobierno que les ayude a salir de la crisis". Por eso, ha vuelto a reclamar un adelanto de las elecciones generales. 

Consultas a Rubalcaba

De nuevo funcionaron todos los filtros. Pese a que el presidente José Luis Rodríguez Zapatero consultó con Alfredo Pérez Rubalcaba, un día antes de anunciarlos, los relevos en el Gobierno para sustituirle en la portavocía, la vicepresidencia primera y el Ministerio de Interior, nada trascendió a los medios de comunicación de esta conversación. A las doce y media de la mañana, Zapatero ha comparecido en rueda de prensa en La Moncloa para anunciar el resultado de su octava crisis de Gobierno desde que fue nombrado presidente en la primavera de 2004.

Apenas cuatro días antes, el 7 de julio, había avanzado que se trataría de un cambio "prudente y moderado" para mantener un Gobierno que agote la legislatura, a la que apenas le quedan unos meses hasta marzo de 2012. Así ha sido. El presidente aguardó primero a que el propio Rubalcaba anunciara que abandonaba el Gobierno durante la rueda de prensa del Consejo de Ministros y, después, a que el candidato fuera proclamado en la reunión del Comité Ejecutivo Federal de su partido, celebrado el pasado sábado.

Ya alejados de los focos, Zapatero citó a Rubalcaba en La Moncloa el domingo por la tarde para consultar con él los cambios que pretendía hacer en el Ejecutivo para sustituirlo en los tres puestos que él ha ocupado desde 2006. Ahora la duda que queda pendiente es si este nuevo Gobierno agotará la legislatura o se preparan también unas elecciones anticipadas. Pero todos los cambios parecen pensados para intentar que Zapatero cumpla su intención de terminar su mandato en marzo de 2012.

Encuesta

¿Qué te parece la remodelación del Ejecutivo?

Votar Ver resultados »

Más información