La dirección de IU sitúa "fuera de su política" a la federación extremeña

Madrid abre "expediente informativo" a los tres diputados extremeños La dirección no se responsabiliza de las "consecuencias" de la decisión en Extremadura Llamazares pide perdón por este "revés a la coherencia" de la coalición

Foto de archivo de Cayo Lara, coordinador federal de IU.
Foto de archivo de Cayo Lara, coordinador federal de IU.EUROPA PRESS

La dirección de IU ha emitido un comunicado, poco después de la votación que ha dado la presidencia de la Junta de Extremadura a José Antonio Monago (PP), tras 28 años de Gobiernos socialistas -por la abstención de los tres diputados de IU Extremadura-, en el que afirma que la federación extremeña "y sus diputados no representan hoy la política de Izquierda Unida y se sitúan fuera de la misma", como ya dijo su coordinador federal, Cayo Lara, el 20 de junio.

El diputado Gaspar Llamazares ha perdido perdón en su cuenta de Twitter por la abstención de los diputados extremeños. "Reconozco que no es un buen día para IU. Los compañeros de Extremadura cumplen con el mandato de las bases. Para IU es un revés en su coherencia. Perdón", ha tuiteado el diputado nacional de la coalición de izquierdas.

La federación nacional "no se responsabiliza de las consecuencias políticas que se deriven" de la abstención de Pedro Escobar, coordinador regional de la coalición, Alejandro Nogales y Víctor Casco, tanto en su comunidad autónoma como en el resto de España. Señala, sin embargo, que las habrá, "al quebrar la confianza en la palabra dada a la ciudadanía y al compromiso solemne dado en campaña electoral".

IU ha manifestado su "más rotunda desautorización política a la posición del Consejo Político Regional de IU Extremadura, materializada por sus tres diputados en el Parlamento extremeño, que han permitido con su abstención que gobierne el PP, desoyendo así la petición expresa que en sentido contrario hizo, de acuerdo con sus competencias, el Consejo Político Federal y la Presidencia Federal". La dirección federal de la coalición ha tratado insistentemente de persuadir a los extremeños, sin éxito, de cambiar el sentido de su voto.

Madrid ha abierto "un expediente informativo a los tres diputados electos", con carácter de urgencia, que estarán concluido antes de que acabe julio. De acuerdo con los estatutos de la formación, pondrán en marcha un mecanismo para "resolver diferencias entre esta dirección y sus federaciones".

En la nota, IU anuncia que será la Comisión Federal de Arbitraje y Garantías Democráticas -formada por entre seis y 10 exmilitantantes de la coalición- quien determine "la legalidad estatutaria de la decisión tomada por la dirección extremeña y de las posibles responsabilidades de la misma en una resolución de obligado cumplimiento para las partes". En muchos casos en la historia de IU, estos expedientes no han terminado en sanción.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La dirección federal concluye reiterando tajantemente "que considera un grave error para Extremadura", la decisión tomada por las bases y el consejo regional de IU Extremadura.

Por su parte, el ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui, ha asegurado que hay "decepción" y "cierta tristeza" en el PSOE por la decisión de IU de apoyar, con su abstención, la formación de un Gobierno del PP en Extremadura. Jáuregui ha añadido que esa decepción se debe a que "lo lógico es que la izquierda hubiese sido capaz de mantener un gobierno de progreso" en una comunidad que, tras treinta años de ejecutivos socialistas, "no la conoce nadie".

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS