Francia repatría a 40 niños y 15 mujeres de los campamentos de familias del ISIS en Siria

Los menores quedan en manos de los servicios sociales de atención a la infancia y las adultas puestas a disposición judicial, según un comunicado del Ministerio de Asuntos de Exteriores francés

Mujeres y niños, familiares de yihadistas del ISIS, cautivos en el campo de Al Hol, al noreste de Siria, en marzo de 2021.
Mujeres y niños, familiares de yihadistas del ISIS, cautivos en el campo de Al Hol, al noreste de Siria, en marzo de 2021.Natalia Sancha

Francia ha anunciado este jueves la repatriación de 40 niños y 15 mujeres de nacionalidad francesa y que estaban confinados en campamentos para familias de yihadistas del Estado Islámico (ISIS, en sus siglas en inglés) en el noreste de Siria. En un comunicado, el Ministerio de Asuntos Exteriores ha explicado que tras esta “nueva operación de retorno al territorio nacional de franceses que estaban en campamentos del noreste de Siria”, los menores han quedado en manos de los servicios sociales de atención a la infancia y serán objeto de seguimiento médico.

El departamento de Exteriores ha precisado que los adultos “han sido entregados a las autoridades judiciales competentes”. Una forma de señalar que los jueces van a examinar si hay cargos contra esas mujeres que se fueron voluntariamente hace años a territorios sirios, en manos de grupos yihadistas, y que fueron capturadas tras la caída del Estado Islámico en 2019. Habitualmente, en Francia las mujeres que repatrían de estos campamentos son imputadas por terrorismo y en muchos casos enviadas a prisión en espera de juicio.

Este septiembre, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo (TEDH) apretó las tuercas a Francia debido a los obstáculos que pone a repatriar a niños y mujeres de los campos de detención de yihadistas en Siria. Al ser una decisión de la Gran Cámara, la sentencia es inapelable. Los jueces consideraron que el Estado francés no estudió de manera apropiada y con garantías suficientes las demandas de repatriación y, le instaba a “reexaminar sin demora” de nuevo dichas peticiones.

El Ministerio de Asunto Exteriores reanudó las repatriaciones este verano tras un largo parón. El 5 de julio, el Gobierno francés decidió fletar dos aviones en el que viajaban 35 menores de nacionalidad francesa y 16 mujeres de los campamentos del noreste de Siria. Esta situación se da tras años de reclamaciones por parte de los familiares que residen en Francia y muchos de ellos que todavía esperan que les devuelvan a sus niños a casa.

Según las cifras del Gobierno de julio, un centenar de mujeres francesas y cerca de 250 niños continuaban en los campamentos para las familias del ISIS. El ministro de Justicia, Eric Dupond-Moretti, ha señalado que hasta comienzos de mes, habían sido repatriados 77 menores por las autoridades francesas. El portavoz del Ejecutivo, Olivier Véran, ha indicado esta mañana, en una entrevista al canal LCI, que habrá nuevas repatriaciones de niños.

La líder de la extrema derecha Marine Le Pen se ha pronunciado en contra de esas operaciones: “Si esas mujeres han cometido crímenes deben ser juzgadas donde los han cometido”. En una entrevista a la emisora Europe 1, Le Pen lo justificaba por el riesgo de que acaben saliendo de prisión y que, influidas “por esa ideología totalitaria que es el islamismo, pasen al acto”. Es decir, que cometan algún atentado terrorista.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS