Corea del Norte lanza con éxito misiles de crucero con capacidad nuclear táctica

Kim Jong-un celebra las maniobras y enfatiza que su país aumenta su eficiencia de combate, lo que aleja aún más la posibilidad de retomar las negociaciones sobre la desnuclearización

Kim Jong-un supervisa, en esta imagen distribuida por el régimen, el lanzamiento de un misil, prueba realizada entre el 25 de septiembre y el 5 de octubre desde una localización no desvelada.Foto: Í©ËNÍ ÊMÉ– (AP)

Corea del Norte continúa haciendo alarde de su poderío ofensivo con armas nucleares tácticas, mucho más pequeñas y ligeras que las tradicionales, y cuya adquisición ha sido desde el año pasado una prioridad para el presidente norcoreano, Kim Jong-un. La agencia estatal de noticias KCNA ha informado este jueves de que el líder supremo del país supervisó el miércoles el lanzamiento de dos misiles de crucero estratégicos de largo alcance, maniobras tras las que expresó su “gran satisfacción”. Se trata del quinto ejercicio militar que realiza Pyongyang este octubre, unos simulacros con los que busca demostrar que sus fuerzas están “completamente preparadas para golpear y destruir objetivos en cualquier momento y en cualquier lugar”, según recogen los medios oficiales.

De acuerdo con la agencia KCNA, los dos misiles de crucero lanzados el miércoles recorrieron 2.000 kilómetros antes de golpear con claridad sus objetivos en el mar del Este (también conocido como mar de Japón). Aunque no precisa cuáles eran sus blancos, se señala que ambos proyectiles estaban equipados para portar armas nucleares tácticas y que ya habían sido utilizados anteriormente por algunas unidades del Ejército Popular de Corea. El medio añade que el ejercicio estaba destinado a “mejorar la eficacia y el poder de combate” de estas armas.

Kim Jong-un, presente durante el lanzamiento, destacó el éxito del mismo y enfatizó que las fuerzas nucleares norcoreanas “están plenamente preparadas para la guerra real”. “[Corea del Norte] debe continuar ampliando la esfera operativa de las Fuerzas Armadas estratégicas nucleares para disuadir con determinación cualquier crisis militar y bélica”, expresó el presidente, según cita KCNA. En enero de 2021, el líder norcoreano hizo de la adquisición de armas nucleares tácticas una prioridad absoluta en un congreso clave del Partido de los Trabajadores. Este año, Kim ha ido un paso más allá, prometiendo desarrollar las fuerzas nucleares del país a la mayor velocidad posible.

Corea del Norte probó por primera vez los denominados misiles de crucero estratégicos en septiembre de 2021. Analistas internacionales expresaron entonces su preocupación por este tipo de arma, puesto que podría tratarse del primer proyectil de crucero de largo alcance con capacidad nuclear del país. Según Hong Min, investigador del Instituto de Unificación Nacional de Corea, dicha inquietud queda confirmada tras el ensayo del miércoles. Este experto ha afirmado a la agencia AFP que el último ensayo “significa que Corea del Norte está operando con capacidad nuclear táctica en misiles de crucero, que son más difíciles de detectar por su vuelo a baja altura”. No obstante, se desconoce si Pyongyang tiene capacidad para construir ojivas nucleares lo suficientemente pequeñas para ser transportadas en este tipo de misiles.

A diferencia de las pruebas norcoreanas de misiles balísticos, las de misiles de crucero no están incluidas en el listado de sanciones impuestas por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas contra el programa armamentístico de Corea del Norte. A pesar de que los misiles de crucero vuelan a una altitud más baja que los balísticos, y aunque son más lentos y tienen menor alcance que estos, su trayectoria es menos elíptica y pueden transportar pequeñas cabezas nucleares, por lo que son igualmente desestabilizadores en caso de conflicto. Por este motivo, los analistas reiteran que el lanzamiento de este tipo de cohetes desde Corea del Norte también representa una amenaza para sus vecinos.

Respuesta de Seúl

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Desde la oficina del presidente de Corea del Sur, Yoon Suk-yeol, han afirmado que los misiles disparados el miércoles eran “lo suficientemente lentos como para ser interceptados”, aunque añaden que Seúl no dudará en responder con firmeza ante una escalada de las provocaciones por parte de Pyongyang. El lunes, el régimen norcoreano publicó un informe en el que se afirma que sus recientes pruebas de misiles han incluido ejercicios nucleares tácticos para simular un ataque al sur. El ejército surcoreano, por su parte, ha asegurado que monitoreó los lanzamientos en tiempo real y que continúa analizando los datos recabados de los ensayos.

La última serie de ejercicios militares de Corea del Norte ―solo en octubre se han lanzado seis misiles balísticos y dos de crucero― ha agravado las tensiones en la región y aumentado el temor a que el país realice su primer ensayo nuclear desde 2017. La semana pasada, uno de esos proyectiles sobrevoló Japón por primera vez en cinco años, lo que obligó a las autoridades niponas a pedir a la población de dos prefecturas septentrionales que se refugiase bajo tierra o en los edificios.

En septiembre, Corea del Norte revisó sus leyes nucleares para permitir ataques preventivos. Entonces, el mandatario norcoreano aseguró que la transformación del país en una potencia nuclear era “irreversible”, declaraciones que Washington y sus aliados han interpretado como un portazo a la posibilidad de retomar las negociaciones sobre la desnuclearización. A la sazón, Corea del Sur, Japón y Estados Unidos han aumentado las maniobras conjuntas, las cuales han sido consideradas por Pyongyang como el ensayo de una invasión. Según Leif-Eric Easley, profesor de la Universidad Ewha de Seúl, la ola de publicaciones de la KCNA sobre las recientes pruebas de misiles tiene un fin propagandístico, aunque avisa de que “sería un error desestimarlas y calificarlas de mera fanfarronería”.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS