Narcotráfico

Estados Unidos extradita al supuesto proveedor de cocaína de dos exmilitares que traficaban en Florida

El detenido es un colombiano que presuntamente vendía drogas a un sargento y a un soldado del Ejército para introducirlas al país norteamericano en aviones militares

Un policía muestra fardos de cocaína incautados en Bogotá, Colombia.
Un policía muestra fardos de cocaína incautados en Bogotá, Colombia.Fernando Vergara / AP

La Administración de Control de Drogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) ha extraditado al proveedor de una ruta de narcotráfico con origen en Colombia y destino en Pensacola, Florida. Las autoridades estadounidenses han arrestado y trasladado a Gustavo Adolfo Pareja, un joven de 26 años de Cali, acusado de dos cargos por narcotráfico, uno de ellos por introducir en Estados Unidos al menos un millón de dólares en cocaína. Pareja es el presunto proveedor de cocaína de Daniel Gould y Henry Royer, exmiembros del Ejército y de la Guardia Nacional. Entre los tres distribuyeron grandes cantidades de cocaína en aviones desde Bogotá hasta Florida, según informa la Fiscalía del Distrito Norte de Florida en un comunicado.

La DEA ha celebrado la extradición de Pareja. “Una supuesta fuente de suministro de cocaína en Pensacola ha sido eliminada”, ha indicado Keith Weis, agente especial interino a cargo de la División de Campo de la DEA en Miami. “Se alega que Pareja participó en un plan criminal muy descarado para abrir una ruta hacia el norte de Florida para distribución ilícita de drogas, que ya se ha cerrado. Ahora, como otros con los que conspiró, enfrentará serios cargos federales de tráfico de narcóticos como resultado de sus acciones”, ha sentenciado.

Pareja está acusado de proveer con cocaína al exsargento mayor Daniel Gould del Ejército de los Estados Unidos y a Henry Royer, exsoldado del Ejército de los Estados Unidos y la Guardia Nacional del Ejército. Los dos hombres fueron acusados y sentenciados a nueve años de prisión federal por dos cargos de conspiración de tráfico de grandes cantidades de cocaína. Las sentencias fueron anunciadas por Lawrence Keefe, fiscal de los Estados Unidos para el Distrito Norte de Florida el año pasado. Ambos se declararon culpables en el juicio.

Royer admitió haber viajado a Colombia con Gould, quien colocó cocaína en un saco de boxeo y lo colocó en un avión militar de los Estados Unidos con destino a Florida, de acuerdo con la Fiscalía. El avión aterrizó en el aeropuerto militar de Duke Field, donde Gould y Royer interceptaron el paquete y distribuyeron los 10 kilogramos de cocaína que contenía en el noroeste de Florida. Los exmiembros del Ejército reinvirtieron el dinero de la primera carga en una segunda de 40 kilogramos de cocaína que se vendería en las calles por más de un millón de dólares. Además, Gould depositó alrededor de 65.000 dólares en efectivo en un avión militar con destino a Colombia para pagar la siguiente compra.

Las investigaciones comenzaron en 2018, cuando la DEA recibió información sobre Gould de la Embajada de Estados Unidos en Colombia. El exsargento fue descubierto cuando los paquetes que transportaba fueron radiografiados y revelaron que había cocaína dentro de sacos de boxeo. El 13 de agosto de ese año la cocaína fue incautada en la embajada en Colombia mientras Gould ya había regresado a Pensacola para recibirlos.

Pareja, que está bajo la custodia de la Fiscalía de los Estados Unidos para el Distrito Norte de Florida, es la última pieza del juicio por tráfico de drogas de esta pequeña ciudad al noroeste de Florida. Se enfrenta a cargos de prisión que podrían variar entre 10 años a cadena perpetua.

Más información

Lo más visto en...

Top 50