Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Boston se prepara para juzgar al responsable del atentado a su maratón

Comienza la selección del jurado para el juicio contra Dzhokhar Tsarnaev, que enfrenta la pena de muerte

Comparecencia de Tsarnaev ante la selección del jurado en Bostonrn
Comparecencia de Tsarnaev ante la selección del jurado en Boston AP

El juicio por el atentado contra el maratón de Boston en abril de 2013, que dejó tres muertos y más de 260 heridos, ya tiene fecha tentativa de inicio, el 26 de enero, y un nombre: “Estados Unidos Vs. Dzhokhar Tsarnaev”, según ha anunciado este lunes el juez federal responsable del caso, George A. O’Toole. Esta jornada comenzó también la selección del jurado que deberá decidir si el joven responsabilizado del peor ataque terrorista en territorio estadounidense desde el 11-S es condenado a muerte o recibe una sentencia más leve.

La selección del jurado es solo una muestra de lo complicado -y largo- que va a resultar el proceso contra Tsarnaev, sobre quien pesan 30 cargos, entre ellos asesinato, uso de armas de destrucción masiva, conspiración y atentado contra un lugar público. Diecisiete de los cargos contemplan la pena de muerte. Aunque el Estado de Massachusetts abolió la pena capital en 1984, Tsarnaev está encausado bajo leyes federales, por lo que podría recibir la sentencia máxima en caso de ser considerado culpable de las imputaciones, por las que el joven de 21 años ya se ha declarado “no culpable”.

Para componer los 12 miembros del jurado y los seis de reserva, han sido convocadas en los próximos tres días 1.200 personas procedentes del este de Massachusetts, la cifra más alta en la historia reciente de este Estado.

Tsarnaev compareció este lunes en la sala en el juzgado federal de Boston ante el primer grupo de potenciales jurados acompañado de sus abogados. Una de ellos es Judy Clarke, famosa por haber logrado conmutar la pena de muerte en casos de alto perfil mediático como el juicio contra el “Unabomber” Ted Kacyznski, que cumple cadena perpetua por matar a tres personas y lesionar a otras 23 a través de cartas bomba, o Jared Lee Loughner, quien mató a seis personas en Tucson, Arizona, en 2011 en un ataque en el que dejó gravemente herida a la congresista Gabrielle Giffords.

El juez hizo que Tsarnaev, vestido con pantalón claro, camisa y un jersey oscuro, se levantara ante el primer grupo de potenciales jurados, aunque permaneció callado, según los periodistas que estuvieron en la sala.

Se espera que el proceso de selección del jurado se prolongue hasta tres semanas, en vista de lo complicado de un caso cuyo referente más próximo es el de Timothy McVeigh, condenado y ejecutado por el atentado en Oklahoma en 1995 que causaron la muerte de 168 personas.

De hecho, la defensa de Tsarnaev invocó este caso, que acabó siendo juzgado en otro Estado, Denver, para tratar de trasladar -sin éxito- el juicio del joven a un lugar fuera de Boston. Su argumento, que fue rechazado tanto por el juez O’Toole como por un tribunal de apelaciones, fue que será imposible seleccionar un jurado imparcial debido a que es muy difícil hallar a alguien en la zona que no se viera afectado por el atentado.

Por un lado, porque al maratón de Boston acudieron miles de personas entre participantes y público, y también porque miles más se vieron afectadas por la intensa búsqueda de Tsarnaev y de su hermano, Tamerlan, en los días posteriores al ataque.

Tamerlan Tsarnaev, de 26 años y presunto cerebro del atentado, murió durante la frenética persecución policial que se prolongó cuatro días, y en la que falleció también un policía del MIT (el prestigioso Instituto de Tecnología de Massachusetts), en Cambridge, a las afueras de Boston.