Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno de Myanmar liberará a 3.073 presos

El presidente Sein anuncia el indulto a un mes del foro diplomático del Sureste Asiático

El general de brigada Thein Swe llega a Yangon tras su liberación.
El general de brigada Thein Swe llega a Yangon tras su liberación. REUTERS

Thein Sein, presidente de Myanmar, la antigua república de Birmania, ha anunciado este martes que liberará a 3.073 presos para avanzar hacia la "paz y la estabilidad" y "el imperio de la ley", según ha explicado el Ministerio de Información de la nación asiática en su página web.

La amnistía anunciada por el Gobierno del reformista Sein se produce a solo un mes de que Yangon albergue el foro del Sureste Asiático que se celebrará los días 11 y 12 de noviembre, un encuentro al que se prevé que acuda, entre otros líderes mundiales, el presidente de EE UU, Barack Obama. Sein, que tomó el relevo del poder tras la disolución de la Junta Militar en 2011, ya concedió varios indultos políticos en el pasado, muchos de ellos en los días previos a reuniones y acontecimientos diplomáticos junto a otros gobernantes internacionales.

El Gobierno de Myanmar no ha facilitado las identidades de los 3.073 liberados, aunque se cree que la mayoría estaban presos por delitos ordinarios y no por sus actividades políticas. Sí ha especificado el Ejecutivo que 58 de ellos son extranjeros, aunque no ha referido sus nacionalidades. Por su parte, la Asociación de Ayuda para Prisioneros Políticos afirma que la amnistía no ha incluido ningún prisionero político. "He oido que había [entre los indultados] seis o siete oficiales veteranos de la inteligencia militar, pero ninguno de ellos tenía la consideración de preso político", ha señalado Bo Kyi, uno de los integrantes de la Asociación, que también denuncia que todavía permanecen en prisión unos 75 ciudadanos por motivos políticos.

Algunos de los oficiales liberados en esta amnistía fueron encarcelados hace una década, durante una purga que la Junta militar llevó a cabo en el Ejército birmano. Entre ellos se encuentra el general de brigada Thein Swe, cuyo hijo, Myat Swe, publicó un mensaje en Facebook tras conocer su puesta en libertad: "Gran día y estupendas noticias. Estoy yendo a Myingyan [una prisión cercana a la ciudad de Mandalay] para recoger a mi padre".