Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El opositor Leopoldo López será juzgado por instigar a la violencia

El dirigente opositor venezolano se entregó tras una manifestación que acabó con tres muertos

Figuras de cartón alusivas al proceso contra Leopoldo López en Caracas.
Figuras de cartón alusivas al proceso contra Leopoldo López en Caracas. REUTERS

El líder opositor venezolano Leopoldo López se quedará en la cárcel y se enfrentará a un juicio por los cargos de los que se le acusa: instigación a la violencia en una manifestación antigubernamental el pasado febrero. Así lo ha decidido este jueves un juzgado de Caracas. La juez ha aceptado la petición de la Fiscalía de llevar a juicio a López, a quien se acusa de delitos de daños, incendio, asociación e instigación para delinquir, por los que podría ser condenado a hasta diez años de cárcel.

López lleva encerrado en una prisión militar tres meses por su presunta responsabilidad en los incidentes violentos del pasado 12 de febrero, durante una de las manifestaciones en contra del Gobierno de Nicolás Maduro. López se entregó a la policía, que emitió una orden de captura contra él, tras permanecer varios días escondido.

La decisión del juzgado fue comunicada a través de una nota del Ministerio Público. En ella, el organismo confirma que se ha admitido la acusación, ordenado el enjuiciamiento de López y que se mantendrá "la medida privativa de libertad, por lo que permanecerá recluido en el Centro Nacional de Procesados Militares, conocido como Ramo Verde".

El partido que lidera el dirigente, Voluntad Popular, ha confirmado a través de Twitter la decisión del juzgado: "La juez presentó su decisión, ratificó todas las peticiones del Ministerio Público, lamentablemente no se hizo justicia".

Junto a la del político opositor, la madrugada del jueves (hora de Caracas) se realizaron las vistas preliminares por las acusaciones de los estudiantes Christian Holdack, Marco Coello, Damián Martín y Ángel González, imputados a su vez por instigación a la violencia, ya que una de las marchas que acabaron el 12 de febrero en incendios y agresiones fue convocada tanto por ellos. La otra, por López.

Ese día, un grupo de encapuchados atacó el edificio de la Fiscalía y varios vehículos de policía. La manifestación, pacífica en un principio, terminó en disturbios y enfrentamientos que se cobraron tres muertos y decenas de heridos.

Esos incidentes supusieron el inicio de las protestas que durante semanas se repitieron en el país contra el Ejecutivo de Nicolás Maduro y que han derivado en incidentes en los que han muerto 42 personas y cientos han sufrido heridas o han sido detenidos.

López está acusado en calidad de autor intelectual de incendio intencionado, instigación pública, daños y asociación para delinquir. Pero, además, la Fiscalía precisa en su comunicado que "se ordenó el enjuiciamiento de Marco Coello y Christian Holdack por presuntamente ser autores en los delitos de instigación pública, incendio, daños y agavillamiento (asociación ilícita); mientras que Ángel González y Damian Martín fueron acusados por instigación para delinquir".

Más información