Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los rebeldes sirios liberan a los cuatro soldados de la ONU secuestrados

Los cuatro uniformados filipinos se encuentran en Israel

Un soldados de la ONU observa Siria desde un puesto de control en el Golán.
Un soldados de la ONU observa Siria desde un puesto de control en el Golán. AFP

Los cuatro soldados de Naciones Unidas que fueron secuestrados en la zona desmilitarizada en la frontera entre Israel y Siria el pasado 7 de mayo han sido liberados este domingo, según ha revelado la Secretaría General de Naciones Unidas en un comunicado. Es el segundo secuestro de este tipo, por parte de milicias rebeldes, en dos meses, y ha llevado a los países que nutren con soldados la fuerza de paz de la ONU en los Altos del Golán a plantearse una retirada de la zona, una frontera en la que Israel se ha reforzado al máximo en los pasados días.

El Secretario General de la ONU, Ban Ki Moon ha dicho en un comunicado que “agradece la ayuda de Catar y de otros involucrados en asegurar la liberación”, dando a entender que el emirato del golfo Pérsico tuvo un papel preponderante en las negociaciones con el grupo secuestrador, las brigadas de los Mártires de Al Yarmouk, que en marzo ya habían detenido a 21 soldados, para liberarles después de tres días en Jordania. En esta ocasión los soldados han sido liberados en la frontera con Israel, un país en el que se encuentran ahora.

Israel se ha reforzado al máximo al norte. Milicias rebeldes sirias penetran en la zona desmilitarizada a menundo

La Fuerza de las Naciones Unidas de Observación de la Separación (FNUOS) fue creada en 1974 para controlar la zona desmilitarizada tras la guerra del Yom Kipur, en la que Israel se enfrentó a Egipto y a Siria. Hoy consta de 917 soldados, de Austria, India y Filipinas. Croacia, que también tenía soldados en esas fuerzas de paz, los retiró recientemente después de que el diario The New York Times revelara que su Gobierno vendió armas a Arabia Saudí, que acabaron en manos de los rebeldes. En los dos secuestros recientes, todos los soldados eran filipinos.

Filipinas tiene 342 uniformados en UNDOF. El ministro de Exteriores de ese país, Albert del Rosario, le pidió este fin de semana al presidente Benigno Aquino III que retire a todos los soldados de los Altos del Golán por las dos detenciones, según informa Associated Press. Aquino deberá tomar la decisión última. Sin el contingente filipino, UNDOF quedaría notablemente debilitada. Hasta la fecha sus soldados ya han visto como brigadas rebeldes radicales penetran en la zona desmilitarizada sin excesivos problemas.

Los soldados secuestrados en un vídeo difundido por sus captores.
Los soldados secuestrados en un vídeo difundido por sus captores. AFP

Al otro lado de la zona desmilitarizada, Israel ha desplegado varias unidades militares en el Golán ocupado, para protegerse de un posible ataque tanto del régimen como de las milicias rebeldes. Los días 3 y 5 de mayo la Fuerza Aérea de Israel atacó dos objetivos en Damasco, que según la inteligencia norteamericana eran cargamentos de misiles iraníes que iban a ser trasladados a Líbano para ser entregados a Hezbolá. El régimen ha prometido represalias.

Más información