Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

WikiLeaks desvela correos electrónicos del régimen sirio

La plataforma filtra más de dos millones de comunicaciones internas de las autoridades del país árabe

El presidente sirio, Bachar el Asad, esta semana en Damasco.
El presidente sirio, Bachar el Asad, esta semana en Damasco. EFE

La plataforma de filtraciones WikiLeaks anunció esta mañana la publicación de más de dos millones de correos electrónicos internos del régimen sirio, que incluyen comunicaciones de carácter reservado realizadas en el periodo 2006-2012.

El material comprende comunicaciones realizadas desde los ministerios de Asuntos Presidenciales, Asuntos Exteriores, Finanzas, Transportes y Cultura sirios. En total, 2.434.899 correos enviados desde 678.752 direcciones distintas: hay cerca de 400.000 correos en árabe y 68.000 en ruso.

La industria militar italiana sigue proporcionando a Siria equipos de alta tecnología. Esta es una de las primeras revelaciones que ha presentado esta mañana Sarah Harrison, portavoz de la plataforma, ante los medios congregados en el Frontline Club de Londres. El gigante de la industria militar italiana Finmeccanica, proveedor de armas del Pentágono, ha continuado prestando asistencia al régimen de Bachar el Asad a través de su filial Selex y facilitó el uso del sistema de telecomunicaciones TETRA (Terrestrial Trunk Radio), empleado por ejércitos y policías para coordinar acciones armadas, según WikiLeaks.

Los suministros, el asesoramiento y la capacitación de personal han seguido adelante mientras el país se halla inmerso en una situación de guerra civil, según publica la web del semanario italiano L´Espresso, uno de los medios a los que WikiLeaks ha ofrecido acceso a la base de datos. Los mails evidencian que, en febrero de 2012, ingenieros de Selex, empresa filial de Finmeccanica, volaron a Damasco para asesorar a los sirios y proporcionarles accesorios para helicópteros. Las protestas contra el régimen sirio estallaron en marzo de 2011.

Sarah Harrison, portavoz de la plataforma, leyó un mensaje del fundador de WikiLeaks, Julian Assange, que se encuentra refugiado en la Embajada ecuatoriana en Londres, intentando evitar su extradición a Suecia para ser interrogado por presuntos delitos sexuales: “El material es embarazoso para Siria, pero también lo es para los oponentes de Siria. Nos ayuda a criticar, no solo a uno u otro grupo, sino a comprender sus intereses, acciones y pensamientos. Solo comprendiendo este conflicto podemos esperar que se resuelva”.

Con los llamados Papeles de Siria, WikiLeaks pretende arrojar luz sobre las acciones de El Asad pero también sobre lo que las empresas occidentales dicen y hacen. Entre los medios que colaboran en esta nueva filtración se encuentra la web española publico.es así como Associated Press (Estados Unidos), ARD (Alemania), Owni (Francia), Al Akhbar (Líbano) y Al Masry Al Youm (Egipto), además de L´Espresso (Italia).