AMIR PERETZ, exministro de Defensa de Israel

"Espero que Siria recuerde en el futuro que Israel era enemigo de El Asad"

Amir Peretz, en una foto de archivo.
Amir Peretz, en una foto de archivo.EFE

Amir Peretz (1952, Boujad, Marruecos), laborista y exministro de Defensa israelí, sostiene en una conversación con EL PAÍS, durante un encuentro entre árabes y palestinos organizado por Casa Mediterráneo en Madrid, que confía en que los islamistas no rompan relaciones con EE UU e Israel cuando ocupen los Gobiernos de los países de la primavera árabe. 

Pregunta. Después de tantos años de conflicto, ¿aún vale la pena reunirse?

Respuesta. Es una pena que una conferencia de este tipo se quede en ideas y no en acuerdos de paz. Son buenas reflexiones, pero la realidad se impone. La paz parece que sale corriendo delante de nuestras narices. Pero no hay alternativa. Necesitamos la paz con los palestinos. Y no hay nadie que esté en contra del fin de la violencia, el problema es el precio que se esté dispuesto a pagar. Yo estoy dispuesto a pagar un precio alto por la paz, cualquier precio.

Además, me encuentro entre personas que conozco desde hace muchos años. La mayoría de ellos son guerreros de la paz. Es el caso de Mohamed Dahlan, que era encargado de la seguridad en Gaza antes de que fuera tomada por Hamás. Teníamos mucha relación con él. Muchos de nosotros hemos estado en varios encuentros por todo el mundo, sentimos que luchamos todos juntos por la paz.

No tengo problema en reconocer a Hamás en cuanto reconozca el derecho de Israel a existir"

P. ¿El conflicto aún tiene solución?

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

R. Es bastante frustrante, desilusionante. Pero no veo alternativa. ¿Cuál sería? ¿Un país para dos pueblos? Sería peor. Llegará el día en que los políticos que realmente mandan sabrán que tienen que tomar decisiones verdaderas y valientes. Claro que hay varios aspectos complicados. Pero no hay que resolverlos todos al mismo tiempo. Lo primero que hay que acordar son los límites geográficos del país. Se podría llegar a un acuerdo rápidamente. Los palestinos aceptan las fronteras de 1967, con el principio de intercambiar territorios.

P. ¿Son compatibles la paz entre israelíes y palestinos y la del movimiento islamista Hamás y Al Fatah?

R. Según la ley palestina, la cabeza de diálogo es Abu Mazen [Mahmud Abbas, presidente de Palestina]. Personalmente, yo no tengo problema en reconocer a Hamás en cuanto reconozca el derecho de Israel a existir. Si el movimiento islamista dice que Israel puede existir, no debería haber ningún problema en negociar directamente con ellos. Y si entra en el Gobierno y forma parte directa del proceso de paz, sería como negociar con cualquier Gobierno plural. Ellos podrían tener la mayoría o no tenerla y según eso negociaríamos. Como un Gobierno normal.

P. En Israel preocupa mucho la situación en Siria e Irán...

R. La situación en Siria seguramente creará una nueva realidad. Está claro que el Gobierno de El Asad no podrá aguantar en está situación. El nuevo Gobierno que ocupe su lugar va a saber perfectamente quiénes ayudaron a El Asad y quiénes no. Han apoyado a Asad: Irán y Hezbolá. Han apoyado a Asad en contra de su propio pueblo. Nosotros esperamos que cuando Asad caiga, el nuevo Gobierno se acuerde de quiénes estábamos en contra de él. Y tal vez empecemos una nueva relación con Siria, con bases nuevas.

P. ¿Las revueltas árabes han creado miedo entre los israelíes? ¿Los israelíes preferían los regímenes autoritarios que había antes?

R. Israel no tiene ningún derecho a intervenir en la región, naturalmente. Son ellos [los árabes] quiénes decidirán qué pasará en esos países. Soy optimista. A pesar de que el Gobierno nuevo en Egipto será cercano al Islam, con los Hermanos Musulmanes al frente, seguro que se calmarán. En la oposición son extremistas, pero una vez en el Gobierno estoy seguro de que serán más moderados. No romperán rápidamente las relaciones con EE UU e Israel.

P. ¿Qué piensa de la política de Obama?

R. Obama parece estar ocupado en estos momentos con asuntos internos, pero pienso que él cree en nuestra paz, entre israelíes y palestinos. En cuanto terminen las elecciones en EE UU, seguramente pondrá todo su esfuerzo en las negociaciones.

P. ¿Qué le parece el papel de la Unión Europea en las negociaciones de paz?

R. Europa y el Cuarteto [Rusia, EE UU, la ONU y la UE] hacen un esfuerzo importante para ayudar a Israel y a los palestinos llegar a una solución. Espero que en el futuro continúen interesados en el proceso de paz. No siempre estamos todos de acuerdo, pero tienen que respetar nuestros puntos de vista. Y nosotros los suyos. Eso sí, todo para conseguir la paz.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS