Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cameron estudia interrumpir las redes durante los disturbios

La ministra de Interior se reunirá con los proveedores y la policía para explorar cómo frenar a los que incitan a las revueltas.- Nuevas detenciones en varios puntos de Reino Unido por alentar las protestas en Internet

El apagón de la Red en Egipto o Túnez no ayudó precisamente a calmar los ánimos de los que pedían el cambio. Eso era harina de otro costal. ¿Y si se tratase solo de altercados? Caldo de cultivo al margen, el primer ministro británico, David Cameron, ha anunciado en la Cámara de los Comunes que su gabinete estudia la posibilidad de interrumpir las redes sociales durante los disturbios. Los que vengan porque los que han sacudido desde este fin de semana Londres, Manchester o Birmingham tras la muerte de Mark Duggan en un incidente con la policía ya se sirvieron de Twitter, Facebook o el chat de Blackberry (BBM) para amplificar las revueltas y extenderlas por el país.

"Estamos trabajando con la policía, los servicios de inteligencia -MI5- y la industria para ver si estaría bien frenar a la gente que usa estas webs y servicios para comunicarse cuando sabemos que están incitando a la violencia, el desorden y la criminalidad", ha manifestado el líder tory en el Parlamento. Según informa la versión digital de la BBC, será la ministra de Interior, Theresa May, la que se reúna con representantes de Facebook, Twitter y RIM (Research in Motion).

Esta última es la firma canadiense propietaria del modelo de móvil Blackberry. RIM ya ha reconocido que se ha puesto a disposición de las autoridades británicas para colaborar en "lo que sea". El servicio de mensajería instantánea BBM cuenta con un sistema de codificación que limita el acceso a su contenido a los usuarios que participan en la conversación. Es por eso y por su gratuidad por lo que los jóvenes británicos lo han elegido como amplificador de sus altercados.

Durante el pleno de la Cámara de los Comunes dedicado al estallido social en Reino Unido se ha hecho referencia en varias ocasiones al uso del BBM y las redes Twitter y Facebook en la organización de los disturbios. Entre los diputados que han interpelado a Cameron sobre las redes ha estado el conservador Tobias Ellwood, quien ha defendido que la policía debería tener la capacidad de cerrar Twitter o webs similares si saben que las están utilizando los alborotadores.

También lo hizo el pasado martes David Lammy, parlamentario por Tottenham, localidad especialmente golpeada por los disturbios. El diputado solicitó que se cortaran los servicios de mensajería del móvil de nueva generación Blackberry. El premier ha respondido hoy desde la tribuna del Parlamento que las fuerzas de seguridad tienen que contar con el soporte "político" necesario para "mantener las calles seguras".

Mientras, se suceden las detenciones por el uso de las redes para alentar las protestas. La comisaría de Hampshire ha informado precisamente a través de su perfil de Facebook de que tres personas más han sido arrestadas por "incitar a la violencia" en Southampton. Una fue puesta en libertad a la espera de futuros interrogatorios. Las otras dos siguen bajo custodia.