Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Berlusconi: "¿Así que ella misma se da el carné de puta? Qué disparate"

El sumario del proceso Ruby, que se abre mañana en Milán, contiene tres llamadas interceptadas al primer ministro

Con más de 100 periodistas acreditados, casi 140 testigos convocados y 20.000 páginas de sumario, mañana empieza en Milán el juicio del caso Ruby, en el que Silvio Berlusconi está acusado de prostitución de menores y abuso de poder. La primera audiencia ha levantado una enorme expectación, aunque Berlusconi y la joven marroquí Karima El Mahroug no comparecerán, ya que se trata de una sesión preliminar que servirá solo para fijar el calendario de las sucesivas vistas.

Mientras, en el Parlamento, la mayoría de centro derecha ha aprobado hoy con 12 votos de ventaja una resolución que trata de frenar el curso del proceso planteando un conflicto de competencias al afirmar que el supuesto delito de abuso de poder debe ser juzgado por el Tribunal de Ministros y no por el de Milán. La oposición y diversas asociaciones han convocado manifestaciones de protesta contra el uso personalista del Parlamento y la degradación del clima democrático.

Pero la noticia del día es que Il Corriere della Sera ha publicado unas escuchas inéditas en las que Berlusconi habla de la investigación y de otros temas con algunas de las jóvenes que frecuentaban las fiestas de Arcore.

Aunque el primer ministro no puede ser sometido a escuchas por los jueces sin el permiso de la Cámara por tratarse de un parlamentario, sus palabras fueron captadas a través de los teléfonos de sus invitadas, que estaban legalmente pinchados. Su presencia en el sumario se debe seguramente a un error de transcripción, puesto que los fiscales en todo momento han renunciado a utilizar las conversaciones de Berlusconi.

La primera conversación es con la ex higienista dental y consejera (diputada) del Pueblo de la Libertad de la región de Lombardía, Nicole Minetti, que está acusada en el proceso Ruby bis por inducción a la prostitución junto al agente VIP Lele Mora y el presentador del Telediario del Canal 4, Emilio Fede; según los fiscales, eran ellos quienes reclutaban a las chicas que animaban las noches de bunga bunga.

"Nosotros no hemos hecho nada malo, eh"

El 1 de agosto de 2010, Minetti le cuenta al primer ministro que el abogado de Ruby y de Lele Mora le acaba de decir que los fiscales de Milán han abierto una investigación sobre la joven marroquí y la prostituta brasileña Michelle Conçeiçao. Esta fue quien llamó por el móvil a Berlusconi la noche del 27 de mayo informándole de que Ruby estaba detenida por la policía en la comisaría de Milán acusada de un robo de 3.000 euros. Berlusconi, que estaba aquella noche en París, telefoneó entonces al jefe de gabinete del comisario diciendo que Minetti iba a pasar por la comisaría para recoger a la menor, y pidiendo que le fuera entregada a su delegada porque la joven era sobrina del presidente egipcio Hosni Mubarak.

Berlusconi: ¿Cómo está mi estupenda consejera? Todos me hablan bien de ti, amor. Todos, los de la Liga, los nuestros (...). Así que luego cuando haya elecciones te vienes al Parlamento.

Minetti: ¿Sabes que el otro día ha venido al Parlamento regional Giulante para hablarme de la historia de Ruby?

Berlusconi: ¿Y Giuliante quién es?

Minetti: Giuliante es el abogado del PDL y de Lele (Mora), ha venido al Parlamento y prácticamente me ha contado toda la historia, que está ese fiscal llamado Forno siguiendo el caso (...) y que a su juicio, no ahora sino en septiembre, (Forno) me llamará porque tanto la Ruby como la 'stronza' (gilipollas) de la Michelle han dado mi nombre. Han abierto una investigación sobre esta Michelle, porque en efecto es verdad que la Ruby la ha denunciado.

Berlusconi: ¿O sea, la Ruby ha denunciado a la Michelle?

Minetti: Sí, por inducción a la prostitución.

Berlusconi: ¿Así que ella misma se da el carné de puta?

Minetti: Te lo juro (ríe).

Berlusconi: ¡Pero qué disparate!

Hasta ahí, el primer ministro parece solo ligeramente sorprendido o interesado. Pero luego explica a Minetti cuál será la estrategia defensiva, y demuestra que sabe muy bien el alcance que puede tener la investigación, que solo se conocería públicamente tres meses más tarde.

Berlusconi: Bueno, lo importante es que haya varias personas que testimonien que a nosotros (Ruby) nos había dicho que tenía una edad diferente de la que realmente tenía. Una vez que suceda eso, no sucede nada más. Solo le ayudamos porque nos daba pena.

Minetti entonces da un dato que parece desorientar a Berlusconi.

Minetti: Sí, porque (Giuliante) me ha dicho que este Forno tiene también fotos, que se las ha dado Michelle.

No era verdad. Según se supo después, Ruby le contó eso a su abogado para justificar que no había tenido más remedio que admitir ante los fiscales que había estado varias noches en Arcore siendo menor. Pero la noticia de que hay fotos de las fiestas deja mudo a Berlusconi. El policía que escucha anota: "Cinco segundos de silencio".

Berlusconi: Entendido. Mmm, bueno, esperemos que no se produzca un escándalo. Sabes, hace falta poco, cuando se trata de mí todos los periódicos están contentos. Bueno, de todas formas nosotros no hemos hecho nada malo, eh.

"Amore, se me ha acabado la gasolina"

La segunda llamada de Berlusconi que no ha sido censurada por los fiscales es del 26 de septiembre de 2010. Raissa Skorkina, una invitada rusa habitual en las fiestas de Arcore, llama al número fijo de la villa San Martino y en 31 segundos tiene al presidente al aparato. Berlusconi le da permiso para que vaya a repostar "gasolina" es decir dinero a la oficina de su tesorero personal, Giuseppe Spinelli.

Raissa: Amor ciao ciao, todo bien ¿y tú?

Berlusconi: Bastante, estoy hasta arriba de cosas políticas, una cosa enloquecida.

Raissa: Ah, me imagino. Pero tengo tantas ganas de hablarte, ¡te lo ruego! Y luego quería pedirte... Se me está acabando la gasolina.

Berlusconi: ¿Como?

Raissa: Se me está acabando la gasolina.

Berlusconi: Ah, he entendido. Está bien, se lo digo a Spinelli. ¿Va bene?

El cásting de Marysthelle: "Te lo he conseguido yo"

La tercera llamada del sumario, con la dominicana Marysthelle García Polanco, data del 4 de octubre de 2010, tres meses después de que el primer ministro hubiera conocido que el novio de la modelo televisiva había sido arrestado por traficar con 12 kilos de cocaína. Una secretaria de Palacio Grazioli le pasa al jefe de Gobierno. Según Il Corriere, la charla tiene amplios fragmentos privados, con participación de otra chica (llamada Aris) junto a Marysthelle, "a base de bromas y recíprocos 'qué malota eres', 'no, el malísimo eres tú". El diario solo publica este extracto sobre una prueba televisiva.

Marysthelle: Estoy en Roma, ay dios he venido a hacer el casting con Pingitore. ¿Te acuerdas?

Berlusconi: Sí, ese que te conseguí yo, ¿no?

Marysthelle: Sí, amor (ríe).

Berlusconi: Ahora me han preguntado si pueden hacer algún número para nuestros canales (Mediaset). Estoy intentando convencer a mi hijo".