Los cascos azules prorrogan un año su presencia en el Sáhara

El Consejo de Seguridad de la ONU prolongó ayer por unanimidad el mandato del contingente de "cascos azules" en el Sáhara Occidental (Minurso), pero sin ampliarlo para que tenga atribuciones en materia de derechos humanos.

Tras un debate maratoniano el máximo órgano de la ONU aprobó, con matices, el texto redactado por el llamado Grupo de Amigos del Sáhara (Estados Unidos, Francia, Reino Unido, España y Rusia) que omitía este asunto.

España avaló el texto pese a que la vicepresidenta, María Teresa Fernández de la Vega, expresó el lunes en Nueva York su apoyo a la ampliación de competencias de la Minurso.

Coincidiendo con la iniciativa del Grupo, el portavoz del Ejecutivo marroquí, Khalid Naciri, recordó que su país tenía motivos "muy serios" para rechazar la inclusión de los derechos humanos en la resolución.

"Francia trabajó activamente para proteger a Marruecos de cualquier escrutinio internacional sobre sus graves y reiterados abusos en el territorio ocupado", denunció el representante ante la ONU del Frente Polisario, Ahmed Boukhari.

Por su parte, el embajador francés, Gerard Araud, alabó la oferta de autonomía para el Sáhara que Rabat hizo en 2007.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción