Al menos cuatro muertos y 54 heridos en un atentado con coche-bomba en Irak

El ataque ha tenido lugar en la ciudad santa de Nayaf contra un grupo de peregrinos

Al menos cuatro peregrinos iraníes murieron hoy y otras 54 personas resultaron heridas por el estallido de un coche-bomba junto a un autobús en la ciudad santa chií de Nayaf en las cercanías del mausoleo del Imam Ali, primo y yerno del profeta Mahoma, a unos 160 kilómetros al sur de Bagdad. Entre los heridos hay 17 iraquíes, algunos de ellos con lesiones graves, según fuentes policiales, que también han explicado que la detonación ha ocasionado destrozos en edificaciones y automóviles.

El atentado tiene lugar en la víspera de las elecciones parlamentarias iraquíes, de las que saldrá la nueva coalición gobernante. En Nayaf tiene su sede el ayatolá de los chiíes iraquíes, Ali al Sistani, que se ha mantenido al margen en cuanto a las opciones políticas que se presentan en los comicios de mañana.

Más información
"No queremos convertirnos en un campo de batalla entre Irán y EE UU"

Estas elecciones han vuelto a despertar la violencia religiosa en Irak. Desde que en 2003 la invasión estadounidense expulsó del poder al partido suní Baaz, los líderes de la minoría religiosa temen no poder mantener el control de las calles en las provincias nororientales, donde hay más presencia suní.

Los ataques son, además, un duro golpe para el primer ministro iraquí, Nuri al Maliki, cuya principal baza política en el último año ha sido la seguridad. La inestabilidad hace peligrar la estrategia militar occidental después de que el Pentágono anunciase ayer que sólo un deterioro "extraordinariamente grave" de la seguridad puede ralentizar la salida de los 96.000 soldados estadounidenses a partir del próximo agosto. Las tropas extranjeras deberán abandonar Irak a finales de 2011.

Continúan las elecciones anticipadas fuera de Iarak

Los iraquíes en los países vecinos de Irak continúan hoy con la votación anticipada de los comicios parlamentarios, que se celebrarán mañana en territorio iraquí, tras un primer día de sufragio en el que se registró una baja participación.

Desde ayer y hasta mañana, los iraquíes en Siria, Líbano, Jordania y otros trece estados más pueden ejercer su derecho a voto en las elecciones de Irak, de donde saldrá una nueva formación gubernamental.

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) calcula que hay unos dos millones de iraquíes viviendo en el extranjero, la mayoría en Siria, Líbano y Jordania.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS