Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Karzai y Abdulá claman victoria en las elecciones afganas

Los jefes de ambas campañas se apuntan resultados que harían innecesaria una segunda vuelta.- La Comsión Electoral pide esperar a los resultados oficiales, dentro de dos semanas

El equipo de campaña del presidente de Afganistán, Hamid Karzai, ha proclamado su victoria en las elecciones presidenciales celebradas ayer. Sin necesidad de una segunda vuelta, además, ya que sostiene que el mandatario se ha asegurado la cantidad suficiente de votos para no necesitar una segunda vuelta. Por el momento, la Comisión Electoral se ha limitado a cifrar la participación, entre un 45 y un 50%, y rechaza confirmar que el presidente haya renovado su mandato de forma automática. Tampoco lo admite el segundo candidato en liza, Abdulá Abdulá, que se ha atribuido también una victoria total.

"Los primeros resultados muestran que el presidente ha conseguido la mayoría", ha declarado Deen Mohammad, añadiendo que "no necesitaremos una segunda vuelta" -obligatoria en caso de que ningún candidato obtenga más del 50% de los votos en la primera ronda. No obstante, ha dejado en manos de la Comisión Electoral el anuncio de los resultados electorales. El equipo de campaña de Karzai basa sus datos en informes de sus cerca de 29.000 observadores situados en los colegios electorales de todo el país.

El presidente no ha sido el único que se ha proclamado vencedor de los comicios. También Abdulá Abdulá, ex ministro de Exteriores de Karzai y principal rival del presidente en las elecciones, ha proclamado su victoria, también con un resultado abrumador. También remitiéndose a los datos de la Comisión, el portavoz de la campaña del tayiko, Hazle Sancharaki, ha asegurado a la agencia EFE haber recibido nada menos que el "62% de los votos, mientras que Karzai apenas tiene un 32%".

El organismo responsable de las elecciones no avala los datos ni de uno ni de otro. Por el momento, se ha limitado a poner número a la participación, que sitúa entre un 45 y un 50% de los cerca de 17 millones de afganos que estaban registrados para votar, a falta del recuento en cuatro provincias.

Zekria Barazkai, número dos de la Comisión Electoral, sin embargo, se ha mostrado crítico con las reivindicaciones de victoria de los diferentes equipos de campaña. "No podemos confirmar las reivindicaciones de los jefes de campaña. Proclamar los resultados es tarea de la Comisión. Deben tener paciencia". Por el mismo camino ha ido el portavoz del organismo: "Ni confirmamos ni aceptamos esas reivindicaciones. Comenzaremos a informar sobre el recuento de resultados a partir del 25 de agosto. Así que ningún candidato puede atribuirse la victoria", ha dicho. La misión de la OTAN en Kabul y la embajada de EE UU han llamado a esperar los resultados oficiales, los únicos que reconocerán. "Todo lo demás es especulación", ha dicho el portavoz de la embajada estadounidense.

Los primeros resultados preliminares oficiales no se esperan hasta dentro de dos semanas. Los distintos colegios electorales deben publicar sus resultados en cuanto hayn contado los votos, para evitar el fraude. Barazkai ha informado de que dos convoyes que transportaban las papeletas para su escrutinio han sido atacados. Uno de ellos, en la provincia de Balkh, se ha saldado con la muerte de un trabajador y con las papeletas incendiadas, aunque ya habían sido contadas.