Brown: "Aislarnos de Europa amenaza el trabajo de los británicos"

El primer ministro laborista comienza la campaña electoral advirtiendo sobre los peligros de dar el voto a los partidos de derecha

El primer ministro británico Gordon Brown ha advertido este jueves a los votantes que Reino Unido se arriesga a perder empleos e influencia política si en las elecciones del mes próximo triunfan los partidos políticos que se oponen a la Unión Europea (UE). En el acto de apertura de su campaña para los comicios locales y europeos del 4 de junio, Brown ha dicho que tres millones de trabajos dependen de la UE y que el 60% de las exportaciones británicas está destinada a los 27 países que integran el bloque.

La campaña política de este año tiene como telón de fondo el escándalo de las expensas de los parlamentarios. Rodeado de su gabinete, en una escuela de Derbyshire -un feudo del laborismo-, el primer ministro ha anunciado que suspendió al ex secretario Elliot Morley, que se desempeñaba como jefe del grupo parlamentario de su partido, tras comprobar que había financiado una hipoteca ya pagada con dinero público. Los grupos de extrema derecha consideran que el escándalo, que afecta a todas las grandes fuerzas, puede beneficiarlos en las urnas. "Uno no puede aislarse de Europa", ha expresado Brown para evitar el éxodo masivo de votantes tradicionalmente laboristas. El primer ministro ha asegurado que sólo con la UE es posible abordar el cambio climático y la crisis financiera. Durante su mandato, Brown se ha esforzado por estrechar los lazos con los líderes de la UE.

El primer ministro ha asegurado que sólo con la UE es posible abordar el cambio climático y la crisis financiera
Más información
Carrera por parecer honrado

La posición del Reino Unido respecto a Europa suscitó confrontaciones en el Partido Conservador, opositor al Gobierno. Los conservadores anunciaron que pedirán pedirán un referendo sobre el Tratado de Lisboa -que el Parlamento británico ya aprobó-, diseñado para fortalecer las instituciones de la UE. El partido euroescéptico Independencia ha calculado que puede repetir los resultados de 2004, cuando obtuvo el 15% de los votos.

La excusa de Morley

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Morley salió del después de admitir que pidió 16.000 libras (17.760 euros) a cargo del erario público para una hipoteca que ya había pagado. Brown ha subrayado que se tomarán medidas "disciplinarias" si es "necesario", mientras la ejecutiva del partido estudiará el caso la próxima semana, comentario que ha desencadenado rumores sobre la posible expulsión de Morley. El ex secretario de Estado argumentó que su petición fue un "error" derivado de una "contabilidad descuidada", y añadió que ha devuelto el dinero.

Anteriormente, el diputado Andrew Mackay dimitió como asesor del líder del Partido Conservador, David Cameron, tras reconocer que él y su esposa, la también diputada "tory" Julie Kirkbride, cometieron irregularidades en la solicitud de ayudas para una segunda vivienda a la que tienen derecho los parlamentarios cuya circunscripción electoral se encuentra fuera de Londres.

Ambos diputados son las primeras víctimas de un escándalo que destapó la semana pasada el diario The Daily Telegraph, que publicó los gastos a cargo del contribuyente de diputados de los principales partidos británicos, incluidos Gordon Brown, otros miembros del Gobierno y David Cameron.

En el lanzamiento de la campaña electoral, Brown ha intentado atemorizar a los votantes dispuestos a votar por partidos eurocépticos
En el lanzamiento de la campaña electoral, Brown ha intentado atemorizar a los votantes dispuestos a votar por partidos eurocépticosREUTERS

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS