Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La violencia regresa a las calles de Atenas

Se producen nuevos enfrentamientos entre la policía y los manifestantes en el barrio donde murió el adolescente griego

Los enfrentamientos entre la policía y los manifestantes se han reanudado en las calles de Atenas, donde este sábado por la tarde miles de estudiantes salieron a las calles de las ciudades griegas para conmemorar y pedir justicia por la muerte del adolescente Alexis Grigoropulos, de 15 años, por el disparo de un policía.

Grupos de individuos encapuchados han lanzado bombas incendiarias contra una oficina del ministerio de Obras Públicas, dos sucursales de bancos, un cajero automático y varias tiendas de la avenida Patision.

Este sábado de madrugada tuvo lugar una oleada de incendios y destrozos en sedes oficiales de ministerios y varios establecimientos, aunque la calma retornaba al mediodía al centro de Atenas, donde los comerciantes se dedicaban a reparar sus tiendas, mientras que trabajadores del ayuntamiento repabaran las decoraciones navideñas dañadas por los violentos. En las manifestaciones de la tarde no se han registrado enfrentamientos. Sin embargo, sí hubo momentos de tensión cuando un centenar de agentes antidisturbios fue recibido con gritos de "Policías, cerdos, asesinos" y "Protegeros, han llegado los asesinos en uniforme".

Este viernes doce personas fueron detenidas en la capital, de las cuales tres comparecerán ante la justicia, durante los disturbios en un nuevo día de manifestaciones contra la violencia policial. Desde hace una semana de violentos disturbios, 260 personas han sido detenidas en Atenas, de las cuales 179 han sido acusadas de saqueo y el resto por resistencia o ataques contra la autoridad, y hasta el momento han sido encarceladas 24 personas.

Una primera evaluación de los daños de la orgía de violencia de los últimos días eleva a 400 las tiendas destrozadas y sitúa las pérdidas en más de 200 millones de euros (267,8 millones de dólares), a lo que se agrega un descenso en las ventas del 20 por ciento en plena temporada Navideña. La gestión de la crisis ha pasado factura también al Gobierno conservador, como demuestra que en uno de los primeros sondeos tras comenzar los disturbios, publicado hoy en el dominical "Proto Zema", Nueva Democracia se encuentra casi cinco puntos por debajo del partido socialista griego PASOK.

Concentración frente al Parlamento

Compañeros de clase de Grigoropoulos y otras familias se han reunido hoy en la plaza de Syntagma, frente al Parlamento para rendir tributo al adolescente. Los manifestantes, unos 200, gritaron consignas contra la policía, a la que acusan de utilizan "mano dura" de forma innecesaria. Los jóvenes han manifestado su cansancio por las protestas violentas.

Además, en los suburbios atenienses de Zografos, Peristeri, Jalandri, Nea Smirni y Paleo Faliro, los jóvenes han llamado a participar en concentraciones pacíficas frente a las comisarías de policía.

Otras dos manifestaciones multitudinarias se están desarrollando en Salónica, en el norte de Grecia, en la que participan estudiantes de facultades de la universidad que están ocupadas.

El malestar social por las reformas económicas del ejecutivo conservador, las escasas perspectivas de trabajo de los jóvenes universitarios y la frustración ante una clase política desprestigiada son algunas de las cuestiones latentes detrás de las protestas, según los analistas.

El primer ministro Kostas Karamanlis, que asistió a la cumbre de la UE en Bruselas, ha prometido que garantizará la seguridad de la población y ha rechazado los llamamientos de la oposición de que renuncie y convoque elecciones anticipadas.