Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenido en Serbia Radovan Karadzic, el criminal de guerra más buscado de Europa

El Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia le acusa de crímenes de guerra y genocidio

El ex presidente serbobosnio Radovan Karadzic, uno de los hombres más buscados en el mundo, ha sido arrestado en Serbia, según ha anunciado este lunes el Gobierno serbio y fuentes judiciales serbias. Un comunicado emitido por el Ejecutivo del presidente serbio, el proeuropeo Borís Tadic, asegura que "Karadzic ha sido localizado y arrestado". Fuentes del Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia (TPIY) han confirmado el arresto.

Dicho tribunal acusa a Karadzic de genocidio por el cerco de 43 meses sobre Sarajevo que acabó con la vida de 12.000 personas y por orquestar la masacre de 8.000 musulmanes en 1995 en Srebrenica, la peor atrocidad cometida en Europa desde la Segunda Guerra Mundial. Karadzic, en fuga desde hace 12 años, ha sido conducido ante el juez de instrucción de la sala de Crímenes de Guerra del Tribunal del Belgrado.

Serbia, más cerca de Bruselas

La entrega de los criminales de guerra es la precondición que impone la UE a los antiguos contendientes en las guerras balcánicas de los años noventa para una futura adhesión. Por lo tanto, la detención de Karadzic supone un espaldarazo a la política de acercamiento a Europa del actual ejecutivo de Tadic.

Quedan dos criminales libres. Ratko Mladic, el jefe militar de Karadzic y al que también se le imputa la matanza de Srebrenica, además de la general en Bosnia. Fuentes del TPIY sostienen que Mladic está bajo control de los servicios secretos serbios y que su captura depende de una orden política. El otro es Goran Hadzic, líder de los serbios de Croacia (en Krajina) durante la guerra. El TPIY le imputa la deportación y asesinato de croatas en Vukovar.