Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La UE y Rusia estrechan sus relaciones con un acuerdo estratégico

Medvédev critica "la tendencia" europea de defender en bloque las disputas índividuales que pueda tener algún miembro con Rusia

La cumbre UE y Rusia han acordado "iniciar las negociaciones" que lleven a la firma de un "acuerdo estratégico" entre Moscú y los Veintisiete, según han anunciado ambas partes en un comunicado publicado al hilo de la reunión, que se celebra en la ciudad siberiana de Janti-Mansiik. Se trata de un acercamiento más estrecho, paso más que el acuerdo de asociación y cooperación que actualmente rige las relaciones entre la Unión y Rusia. Los líderes europeos estiman que las relaciones serán más fáciles con el actual presidente, Dmitri Medvédev, que con su antecesor, Vladímir Putin.

En rueda de prensa tras la cumbre Medvédev ha querido destacar el acuerdo, que supone estrechar las relaciones ruso-comunitarias. "Queremos avanzar para dar un nuevo ímpetu a nuestras relaciones y para superar los problemas que vayan surgiendo", ha dicho Medvédev en una rueda de prensa tras la cumbre.

Era el objetivo central de la cumbre, poner en marcha formalmente las conversaciones bilaterales para hacer de Rusia un más estrecho aliado. En el comunicado final, se destaca que las negociaciones para alcanzar el "acuerdo estratégico", el marco que regirá las relaciones ruso-europeas en el futuro, comenzarán el próximo 4 de julio. "Nosotros, los líderes de la Unión Europea y de la Federación Rusa, lanzamos las negociaciones para un nuevo acuerdo UE-Rusia que sustituya al actual acuerdo de asociación y cooperación", dice el comunicado.

El acuerdo tiene una especial importancia en materia energética, dado que la UE depende en gran medida del petróleo y el gas ruso ?un 16% del petróleo y el 20% del gas que se consume en Europa viene de Rusia-. Una vez concluido, actualizará el marco legal que rige las relaciones entre Bruselas y Moscú y cubrirá aspectos de cooperación política, la perspectiva de profundizar la integración económica entre las partes y un marco equitativo para reforzar las relaciones energéticas. Pero también permitirá reforzar las relaciones en materia de libertades, seguridad y justicia y la apertura de los sistemas educativo y científico a la otra parte.

Críticas a Europa

No obstante, el presidente ruso no ha dejado escapar la oportunidad de lanzar una crítica a Europa, en concreto a la "tendencia" europea a actuar en bloque aunque sea para resolver disputas que afectan sólo a uno de sus miembros con Rusia. "Desde nuestro punto de vista, una tendencia muy alarmante es el uso de la solidaridad europea para promover los intereses de miembros individuales", ha dicho Medvédev.

En la cumbre han estado presentes, además del nuevo presidente ruso, el presidente de turno de la UE, el esloveno Janez Jansa, el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, y el jefe de la diplomacia europea, Javier Solana. Jansa ha destacado que el acuerdo es un "nuevo comienzo" en las relaciones ruso-europeas en el que la UE ha puesto muchas "expectativas", mientras que para Solana "comienza una nueva página", marcada por el sucesor de Vladimir Putin. Por su parte, Barroso ha anunciado que la Comisión hará "todo lo que pueda" para acelerar la aprobación del acuerdo.