Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bush rechaza dialogar con Raúl Castro mientras no haya democracia en Cuba

El mandatario estadounidense llama "tirano" al nuevo jefe de Estado cubano

El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, ha insistido hoy en que no dialogará con el nuevo jefe de Estado de Cuba, Raúl Castro, para forzarle a una apertura democrática en la isla. En su lugar, ha afirmado que Estados Unidos seguirá insistiendo en su política actual y mantendrá su presión "hasta que Cuba empiece a alcanzar la libertad".

En una rueda de prensa en la que abordó una gran variedad de asuntos, Bush ha afirmado que una reunión con Castro enviaría "el mensaje equivocado" a los defensores de los derechos humanos y serviría para "dar prestigio a un tirano".

"Se le daría un gran estatus a aquellos quienes han reprimido los derechos humanos y la dignidad humana. No estoy sugiriendo que nunca llegue el tiempo para hablar", ha dicho el presidente, tras asegurar que ahora no es el momento para iniciar una discusión con Raúl Castro. "El no es nada más que una extensión de lo que su hermano hizo, lo que llevó a la ruina a la isla y a un encarcelamiento de la población por sus creencias", ha afirmado.

Bush ha afirmado que tras la confirmación de Raúl Castro como nuevo presidente cubano "mantendremos el embargo" económico que EE UU impone a Cuba desde hace casi cincuenta años y que representa la piedra angular de su política contra el régimen comunista. "Mantendremos el embargo y seguiremos insistiendo (en la democratización) hasta que Cuba empiece a alcanzar la libertad", ha dicho el presidente norteamericano.