Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Raúl Castro recibe al secretario de Estado del Vaticano en su primer acto como presidente

Bertone califica el bloqueo económico que Estados Unidos mantiene contra Cuba de "injusto y éticamente inaceptable"

El nuevo presidente de Cuba, Raúl Castro, recibió este martes al secretario de Estado del Vaticano, el cardenal Tarcisio Bertone, en su primer acto oficial desde que tomó posesión el domingo como nuevo jefe de Estado. Ambos "examinaron la marcha de las relaciones del Estado cubano con la Santa Sede y la Iglesia Católica en Cuba", e intercambiaron impresiones "sobre asuntos de interés multilateral e internacional", según la agencia oficial AIN.

Con este encuentro, al que sólo tuvo acceso la prensa gráfica, Bertone es el primer representante extranjero recibido en el Palacio de la Revolución por Raúl Castro, que preside los Consejos de Estado y de Ministros en reemplazo de su hermano, Fidel Castro, jefe de Estado desde 1976 y alejado del poder tras someterse a una operación en julio de 2006.

Antes de su entrevista con el nuevo presidente cubano, el número 2 del Vaticano expresó su apuesta por el diálogo con Cuba y su esperanza de que las nuevas autoridades tengan "la capacidad de escuchar las necesidades de cada ciudadano", informa desde la La Habana Mauricio Vicent.

Críticas a EE UU

La reunión de Bertone con el mandatario, anunciada el lunes por el cardenal, cierra la agenda del enviado del Vaticano, que llegó a Cuba el pasado miércoles. Durante estos seis días, en los que se ha conmemorado la histórica visita que realizó el papa Juan Pablo II hace 10 años, el cardenal ha recorrido cuatro provincias cubanas y ha celebrado tres misas al aire libre, una de ellas transmitida en directo por la televisión, en la que declaró que "la Iglesia desea poder ampliar sin límites el radio de su acción a todos los ámbitos, para contribuir con tesón al bien común del pueblo cubano".

Antes de reunirse con Raúl Castro, el número 2 del Vaticano mantuvo un encuentro con el ministro de Exteriores, Felipe Pérez Roque, y en una rueda de prensa posterior dijo que espera que las relaciones Iglesia-Estado "sigan madurando más, como en estos diez años", y aseguró que "hay un camino que se percibe va adelante". Bertone también aseguró que el bloqueo económico que Estados Unidos mantiene contra Cuba desde hace más de 45 años es "injusto y éticamente inaceptable".

Es la tercera visita de Bertone a Cuba, pues ya estuvo en 2001, cuando era secretario de la Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe (Santo Oficio), y en 2005, como cardenal arzobispo de Génova. El cardenal señaló que ahora pudo "discutir rostro a rostro diversos problemas y compartir varias metas" con representantes del Gobierno y que jamás había podido "hablar tanto" con las autoriades cubanas como esta vez, lo que calificó de "importante".