Condenados en Londres cuatro de los detenidos por los atentados fallidos del 21 julio de 2005

En total seis personas fueron arrestadas.- Los imputados han sido declarados culpables de conspiración para asesinar

Cuatro hombres han sido declarados este lunes culpables por el tribunal de Woolwich, en Londres, por conspiración para el asesinato en relación con los atentados fallidos del 21 de julio de 2005 (21-J) contra la red de transporte de Londres. Los autores de la intentona trataron de repetir la matanza del 7 de julio de ese mismo año, en la que murieron 52 personas.

Los imputados, musulmanes fundamentalistas de origen africano, habrían causado una carnicería similar a la del 7-J pero, aunque los detonadores de las bombas estallaron, las cargas principales no lo hicieron, según la policía.

Más información
El ministro de Seguridad británico cree que la amenaza terrorista podría durar 15 años

El jurado considera todavía su veredicto sobre otros tres encausados por conspiración para cometer un asesinato.

Estas condenas llegan pocos días después de que dos coches bomba fueran desactivados en Londres y de que un automóvil incendiario fuera empotrado en el aeropuerto de Glasgow, en Escocia. Estos ataques fueron imputados a Al-Qaeda por el primer ministro, Gordon Brown.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS