El Congreso de EE UU destina más fondos para Irak y elimina el calendario de retirada

Bush ha advertido que la situación de violencia podría agravarse durante el verano

La Cámara de Representantes y el Senado han aprobado esta madrugada, tal como se esperaba, el nuevo proyecto de ley de fondos para la guerra en Irak y Afganistán, que elimina la provisión de un calendario para la retirada de las tropas de EE UU del país árabe. El pasado 1 de mayo, el presidente George W. Bush vetó un proyecto aprobado por la mayoría demócrata del Congreso que establecía el repliegue militar de Irak a partir del 1 de octubre de este año.

Más información
Bush prevé un verano "crítico" en Irak ante la nueva estrategia militar de EE UU

Tras la aprobación de la Cámara, por 280 votos contra 142, el Senado también ha dado el visto bueno al proyecto de ley, que podría ser presentado al presidente para su firma este mismo viernes. La votación se llevó a cabo después de que Bush señalase que como muestra de que el Gobierno de Irak aprecia "el apoyo y sacrificio" que hace Estados Unidos debe avanzar más en sus esfuerzos por estabilizar al país.

Los fondos aprobados específicamente para Irak ascienden a unos 100.000 millones de dólares y durarían hasta septiembre, cuando debe asignarse una nueva partida extraordinaria condicionada a un informe sobre la situación que presentará el comandante de las fuerzas de EE UU en Irak, general David Petraeus. En una conferencia de prensa, Bush ha advertido de que hasta ese momento es probable que la situación de violencia se agrave durante el verano. "Agosto podría ser un mes sangriento para las tropas de EEUU en los vecindarios asesinos de Bagdad", ha señalado.

Los demócratas no tiran la toalla

Pese a la aprobación del proyecto, legisladores demócratas de la Cámara han advertido de que continuarán su campaña para conseguir una retirada militar de Irak. "Este debate seguirá y seguirá. Esto no es nada más que simbólico. Es apenas un pequeño paso adelante. Debimos haber dado un paso gigantesco en una nueva dirección", señaló la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

En total, la medida que totaliza 120.000 millones de dólares incluye recursos para atención médica infantil, fondos para la reconstrucción en los estados azotados por el huracán Katrina en 2005 y otros programas. El proyecto también aumenta el salario mínimo de EE UU por primera vez en más de diez años.

Siete nuevas bajas en el Ejército estadounidense

El Ejército de EE UU ha informado hoy de la muerte de otros siete soldados en varios ataques que en distintos puntos de Irak. Por un lado, dos uniformados perdieron la vida en la provincia de Al Anbar, al oeste de Bagdad, tras una explosión de una bomba colocada en una carretera. En el ataque también falleció el traductor iraquí que acompañaba a los infantes de marina y un tercer soldado resultó herido. En un suceso similar, otro soldado perdió la vida y otros dos resultaron heridos en la provincia de Nínive, en el norte del país. Por otro lado, un soldado perdió la vida y otro más sufrió heridas a causa de la explosión de una bomba colocada en una carretera en la provincia de mayoría suní de Salahedín, en el norte de Irak.

En la ciudad de Bagdad, otros dos uniformados han muerto y un tercero ha resultado herido cuando fueron alcanzados por los disparos de un hombre armado en el oeste de la capital.

Según el comunicado militar otro soldado perteneciente a la Brightening Force ha muerto como consecuencia de los heridas que sufrió tras ser disparado en la provincia de Diyala, situada en el nordeste de Irak y considerada feudo de la insurgencia. Estas muertes elevan a 3.440 el número de soldados de EE UU fallecidos en Iraq desde el inicio de la invasión en marzo de 2003.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS