Finneas O'Connel

El hermano, protector y artífice a la sombra del éxito de Billie Eilish

Finneas O’Connell, conocido por producir y componer junto a la cantante los mayores logros de su carrera, busca ahora despuntar en solitario

Los hermanos y músicos Finneas O'Connel y Billie Eilish, en los premios Grammy en Los Ángeles el pasado 14 de marzo.
Los hermanos y músicos Finneas O'Connel y Billie Eilish, en los premios Grammy en Los Ángeles el pasado 14 de marzo.Jordan Strauss / AP

Cuando tu hermana se convierte en la artista pop femenina más aplaudida a los 19 años, puede presumir de ser la cantante más joven en obtener los cuatro premios más importantes de los Grammy (álbum, grabación, canción y artista revelación del año) y de conseguir posicionar 14 canciones a la vez en la lista Billboard Hot 100 lo mínimo que puedes sentir es orgullo. Pero si tú has formado parte de todos esos logros, también tiene que producir satisfacción. Así piensa Finneas O’Connell, la parte menos visible de Billie Eilish pero no por ello la menos exitosa. A sus 23 años, el hermano mayor de la que es una de las cantantes del momento y uno de los iconos de la generación Z (los nacidos entre mediados de los noventa y 2010) se considera un afortunado por poder hacer lo que le gusta junto a una de las personas que más quiere en el mundo. Es habitual verlos juntos en las alfombras rojas, comparten galardones porque los trabajos musicales los escriben y componen a cuatro manos y es el artífice a la sombra de muchos de los triunfos en la breve pero intensa trayectoria de la joven estadounidense. “Si estoy escribiendo una canción con Billie, solo intento ayudarle a contar cualquier historia de la que quiera hablar, intercambiar ideas, escuchar sus opiniones”, explicó el productor a la revista Atwood en 2018.

Más información

Cuando en 2019 el mundo escuchó la canción de Billie Eilish Bad Guy, coescrita y producida por Finneas, los expertos musicales hablaban de que el futuro del pop estaba en sus manos. Fue la confirmación posterior al éxito obtenido con Ocean Eyes, un tema que los hermanos compusieron para que el profesor de baile de Billie creara una coreografía, que se terminó haciendo viral en SoundClound en 2016 y condujo a su contrato discográfico. Pero Finneas ya había hecho música antes y solo: tiene 21 singles y un EP, con su primera canción, New Girl, lanzada en 2016. Además de su propia música y la de Billie, ha producido a otras grandes estrellas del pop, desde Demi Lovato hasta Selena Gomez y Camila Cabello. Ahora, el también ganador de otros cinco premios Grammy, entre ellos al mejor productor del año en 2020, quiere volver a probar suerte en solitario y prepara su álbum debut, del que ya ha estrenado su primer sencillo American Cliché.

Durante un tiempo, Finneas se las arregló para hacer sus pinitos en la música, con su banda de instituto The Slightlys, y también en la actuación, aunque apenas pasó de pequeños papeles. Fue alumno de Cameron Diaz en Bad teacher; actuó al lado de sus padres en el drama familiar Life inside out, y ha participado en varios capítulos de Glee o Modern Family. Hijos de la cantautora y actriz Maggie Baird y el músico y actor Patrick O’Connell, la vena artística de estos hermanos es de sobra evidente.

Su complicidad dentro y fuera de la música se plasma bien en The World’s a Little Blurry (El mundo es un poco borroso), la cinta sobre Billie Eilish que ha dirigido R. J. Cutler para Apple TV +. Finneas y Billie crecieron juntos, educados en un mundo que pese a formar parte de la industria siempre ha estado rodeado de amor y confianza. Y como todo hermano mayor, Finneas no puede evitar ser también uno de los protectores de Billie, sobre todo después de que en febrero ella consiguiese una orden de alejamiento contra un acosador de 23 años que llevaba acampado frente a su casa desde el verano pasado. “Tenemos un equipo en el que realmente confiamos y nuestros padres están alrededor, pero por la cantidad de gente que conocemos siempre intento facilitar un ambiente seguro para ella”, explicaba el músico recientemente a The Times. “Ahora tiene 19 años, pero es muy joven y yo, en estos años, tenía que ser lo más protector posible. No de manera autoritaria, pero sí asegurarme de que nadie sea un canalla con ella”, insistía el que ha compuesto junto a su hermana el tema No time to die, la banda sonora de la nueva entrega de la saga de James Bond que busca un hueco en los Oscar 2022.

Finneas O’Connell ahora vive en una casa independiente pero próxima a la que sus padres poseen en Los Ángeles, y sigue viendo a su hermana con mucha frecuencia porque su hogar hace las veces de estudio. “El 99% del segundo álbum se ha gestado aquí”, reconocía a The Times sobre el nuevo trabajo de estudio que prepara Billie Eilish. Con sus grandes ojos azules y su cabello desordenado, Finneas se ha convertido en una especie de símbolo sexual desde que en febrero de 2020 fue portada de la revista GQ o cada vez que publica una foto en Instagram para sus más de tres millones de seguidores. “No me siento como un símbolo sexual en absoluto. Sin embargo, [Billie y yo] nos burlamos de todo. Así que cuando me elogien, estaré amorosamente intimidado. Pero, sí, el símbolo sexual no forma parte de mi lista de definiciones propias. ¡Tengo un ojo vago!”, bromeaba en su entrevista en The Times.

Igual que su hermana, que ha hablado abiertamente sobre que sufre síndrome de Tourette o de los años en los que ha tenido depresión, Finneas tampoco esconde sus problemas y en las redes sociales ha reconocido que acude a terapia. Como miembro de una generación que ha nacido con la era digital empezada, también utiliza sus plataformas para promocionar su trabajo, alabar a su familia y mostrar el amor que siente por su pareja, la influencer Claudia Sulewski a quien le ha compuesto una canción homónima y a la que muchos de sus seguidores han sacado un gran parecido a su hermana.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50