Un vídeo de TikTok donde la princesa Alexia de Orange canta desata la polémica en Países Bajos

Las imágenes de la hija de Guillermo y Máxima de Holanda han desaparecido ya de la aplicación, cuya seguridad y privacidad será investigada por las autoridades neerlandesas

La princesa Alexia de Holanda.
La princesa Alexia de Holanda.Erwin Olaf

La princesa Alexia de Orange, segunda de las tres hijas de los reyes, Guillermo y Máxima, tiene 14 años, y entre sus aficiones conocidas figura cantar y documentar su ocio en las redes sociales. Esto último no es fácil para una adolescente cuyos padres prefieren que no tenga presencia pública hasta la mayoría de edad, y así, un karaoke casero publicado en la aplicación de vídeos cortos TikTok, donde ella aparece con dos amigas, ha causado una doble polémica. Sobre si la cuenta es suya, o bien ha sido pirateada, por un lado, y acerca del manejo de Tiktok, propiedad de la compañía tecnológica china ByteDance. En mayo pasado, las autoridades neerlandesas anunciaron una investigación acerca de la seguridad de los usuarios menores de edad.

En la grabación, borrada ya de TikTok, Alexia canta en un cuarto con sus compañeras mientras suena de fondo el tema In the party, de la rapera estadounidense Flo Milli. Según ha explicado la propia artista, su tema trata de reflejar a una nueva generación de mujeres que han aprendido a manejarse solas y no se dejan dominar. En el vídeo, Alexia entona una parte de la letra donde se mencionan dos palabras que podrían haberla puesto en aprietos. Se trata de fuck (en español, joder, usado aquí para mostrar rechazo) y nigga, versión coloquial inglesa del término nigger (negro, en sentido despectivo referido a la raza). Tanto la princesa como sus amigas cierran la boca cuando suenan ambos vocablos, pero haber salvado ese bache no ha evitado la controversia.

Marc van der Linden, experto en la Familia Real neerlandesa, indica en la revista Royalty que “las imágenes llegaron a la página de una amiga de Alexia, y se hicieron copias que llegaron a ser virales”. Luego añade lo siguiente: “No hay duda de que la princesa lo vio y pidió su retirada, o tal vez hayan sido sus padres, o el propio Servicio de Información de la Casa Real [RVD, en sus siglas neerlandesas]. Es lo que ha ocurrido hasta ahora con todos los mensajes personales colgados por ella misma, y otros, en las redes sociales”, añade. Si bien Alexia y sus hermanas, Amalia (16 años) y Ariane (13 años) ya son famosas y no necesitan colgar fotos para ganar seguidores, no pueden usar las redes con la misma libertad que sus amigas. En este punto, Van der Linden indica que “la firmeza de los padres debe generar discusiones familiares”.

Los reyes Guillermo y Máxima quieren mantener la privacidad de sus tres hijas, y sus apariciones en público son captadas de acuerdo con el código de conducta pactado con los medios. Es de carácter voluntario, pero los profesionales que lo vulneran no vuelven a ser convocados a los tradicionales posados de verano e invierno, además del Día del Rey, celebrado el 27 de abril. En 2019, durante dicha fiesta, la cadena comercial RTL entrevistó brevemente, y sin censura, a la heredera, que reconoció “lo extraño que me resulta todavía pensar que esta será mi vida, pero no quiero presentar una imagen de mí misma que no sea auténtica”, dijo.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50