Riendas firmes

Rodrigo Sorogoyen, Alberto del Campo, Eduardo Villanueva y Borja Soler están detrás de la productora madrileña Caballo Films

De izquierda a derecha, en sentido de las agujas del reloj: Rodrigo Sorogoyen, Alberto del Campo, Eduardo Villanueva y Borja Soler
De izquierda a derecha, en sentido de las agujas del reloj: Rodrigo Sorogoyen, Alberto del Campo, Eduardo Villanueva y Borja SolerCarlos Pina

Hace una década, cuando aún eran veinteañeros, decidieron montar su propia productora para hacer cine. A ninguno le faltaba trabajo en lo audiovisual, pero estaban deseando hacer algo juntos, a su manera. Rodrigo Sorogoyen, Alberto del Campo, Eduardo Villanueva y Borja Soler se unieron en Caballo Films. “Era inevitable que nos juntáramos. Compartíamos el mismo entusiasmo por lo nuestro, teníamos gustos parecidos y una misma manera de trabajar”, coinciden. Tras su nominación al Oscar por Madre, el último año no han parado. Su amistad está a prueba de rodajes.

Viaje a Croacia. La productora no tiene oficina. La casa de Rodrigo, Rui para todos, funciona como tal. Caballo Films nació en un viaje a Croacia. Fueron en coche desde Madrid. “Allí empezamos a hablar seriamente de crear una productora para hacer nuestras cosas. Estábamos un poco desencantados por no poder hacer lo que queríamos”, recuerda el director y guionista. Cada uno trabajaba en un sitio. “Yo estaba de montador en realities”, señala Alberto del Campo. “Rui y yo escribíamos los guiones para series como La pecera de Eva o Frágiles”, apunta Eduardo Villanueva. Al volver del viaje, pusieron dinero y formaron una pequeña sociedad. “Fueron 6.000 euros para empezar, de los que más de 5.000 fueron para comprar una cámara”, detalla Borja Soler, director de cortos multipremiados como Ahora seremos felices y Snorkel.

Película inédita. Antes de hacer Stockholm, su primera película, tuvieron otro proyecto. “Teníamos mucha ilusión por estrenar la cámara, por foguearnos. Empezamos a hacer una película que se llamaba 25, de la que llegamos a rodar varias secuencias”, desvela Rodrigo Sorogoyen. Nunca la terminaron. Javier Pereira, Verónica Echegui y Olivia Molina eran sus protagonistas. Rodaron en el piso del cineasta en la calle Montera, mismo escenario de su ópera prima, para la que contó con el mismo actor y con Aura Garrido. Con 60.000 euros, que reunieron por crowdfunding y trabajando en cooperativa, rodaron Stockholm en 12 días. Su estreno en el Festival de Málaga fue todo un éxito. Tres premios, incluyendo mejor dirección, a los que después sumaron el Feroz a la mejor película del año. “Fue increíble”.

Los actores Antonio de la Torre (i) y Roberto Álamo (d) durante un descanso de la película 'ue dios nos perdone' del director Rodrígo Sorogoyen (c).
Los actores Antonio de la Torre (i) y Roberto Álamo (d) durante un descanso de la película 'ue dios nos perdone' del director Rodrígo Sorogoyen (c).

Cómplices habituales. Tras su primera película a cada uno de ellos les fueron saliendo trabajos, pero no de manera conjunta. “Las productoras las crean productores, pero ninguno de nosotros lo éramos. No teníamos ni idea de cómo levantar un proyecto que no fuera pequeño. Eso nos pasó factura”, explica Eduardo Villanueva, que siguió centrado en su carrera como guionista. A Rodrigo Sorogoyen le ofrecieron hacer Que Dios nos perdone, que estrenó en el Festival de San Sebastián. Para ese encargo también contó con sus cómplices habituales: Alberto del Campo como montador, Borja Soler al frente de la segunda unidad e Isabel Peña como coguionista, con la que ha escrito todas sus historias, a excepción del corto Madre, que firmó solo. Álex de Pablo como director de fotografía y Olivier Arson como autor de la música son otros dos de sus imprescindibles desde el principio. “Estoy acostumbrado a trabajar con gente a la que quiero. Gente a la que respeto, con la que me entiendo y puedo divertirme”, señala el madrileño, que se llevó el Goya a la mejor dirección con El reino, su siguiente largometraje.

De izquierda  a derecha: Alberto del Campo, Rodrigo Sorogoyen, Eduardo Villanueva y Borja Soler en los Oscar
De izquierda a derecha: Alberto del Campo, Rodrigo Sorogoyen, Eduardo Villanueva y Borja Soler en los OscarCaballo Films
Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Asumir riesgos. La nominación al Oscar para Madre supuso un nuevo hito para Caballo Films. “Fue un verdadero empujón”, señala Sorogoyen. Los cuatro fueron a Los Ángeles. “Evidentemente no nos invitaron a los cuatro, pero somos tan amigos que era inconcebible que no fuéramos todos para allá”. Nunca olvidarán momentos como su desplazamiento en carrito de golf desde el hotel en el que se alojaban hasta el Dolby Theatre. “La experiencia fue divertidísima”. No se llevaron la estatuilla dorada, pero llegaron allí después de acumular más de 100 premios en distintos festivales de todo el mundo. “Fue un corto que grabamos en casa entre amigos. Nunca pensamos que nos llevaría a tantos sitios”. A los cuatro les interesan los cineastas que asumen riesgos. “Nos gusta hacer lo que no se espera de nosotros. Seguimos teniendo las mismas ganas de aprender que al principio, las mismas ganas de probar cosas nuevas”.

Oscuro túnel. Protagonizada por Marta Nieto, Madre es la última película que han producido. Tras su estreno en la Mostra de Venecia, donde premiaron a la actriz, se acaba de estrenar en plataformas como Filmin. “El corto siempre me había motivado como una gran primera escena de un largo”, explica Rodrigo Sorogoyen. La película, sin embargo, no narra lo que sucede justo después. En lugar de continuar la angustiosa búsqueda a contrarreloj de un niño posiblemente secuestrado, decidió contar otra historia, que le permitía otro tono. “La historia íntima de Elena años después, conviviendo con su dolor y luchando por salir de ese oscuro túnel”. Conocer a un adolescente le ayuda a hacerlo. Pedro Almodóvar es uno de los que públicamente ha alabado la película. “Hay gente a la que le entusiasma Madre que no le gustaron otras películas nuestras. Y al revés”.

Imagen de la serie 'Antidisturbios', de Rodrigo Sorogoyen
Imagen de la serie 'Antidisturbios', de Rodrigo Sorogoyenenrique baro ubach

Lo que viene. Antidisturbios, su primera serie, es su nuevo proyecto. Los cuatro socios de Caballo Films están involucrados. “Nunca habíamos hecho nada igual”. La historia comienza con un incidente que despierta la ira en Lavapiés. “Como productora nos interesan las historias que no solo emocionan sino que también invitan a reflexionar. Es un privilegio estrenarse en el mundo de la televisión con una serie de esta envergadura”, explica Eduardo Villanueva, productor y guionista de los seis capítulos junto a Rodrigo Sorogoyen e Isabel Peña. Seis agentes antidisturbios, a los que interpretan Álex García, Raúl Arévalo, Roberto Álamo, Hovik Keuchkerian, Raúl Prieto y Patrick Criado, centran la trama junto a una inspectora a la que da vida Vicky Luengo. Alberto del Campo está al frente del montaje y Borja Soler dirige dos capítulos. Rodada en más de 150 localizaciones de Madrid, la serie se podrá ver en Movistar +. “El otro día hicimos un primer visionado y la verdad es que estamos muy contentos”.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS