_
_
_
_
_

Incertidumbre y estrés en más de 8.000 profesores valencianos, pendientes de la adjudicación de destino

Los sindicatos critican el caos en Educación a 10 días del inicio del curso escolar y estudian reclamar por los perjuicios ocasionados

Pau Navarro y Yolanda Ruiz, profesores interinos a la espera de que se les adjudique plaza.
Pau Navarro y Yolanda Ruiz, profesores interinos a la espera de que se les adjudique plaza.www.kiketaberner.com

Más de 8.000 profesores valencianos siguen en vilo, pendientes de la adjudicación de plazas que, error tras error, va publicando la Consejería de Educación desde el pasado 10 de agosto. Este martes, diez días antes del inicio de curso, los afectados eran cerca de 13.000 pero la resolución de los destinos de infantil y primaria ha rebajado el número de quienes están sufriendo la incertidumbre y el estrés de no saber si en poco más de una semana tendrán trabajo y dónde.

Pau Navarro y Yolanda Ruiz son dos de ellos. Él es profesor de medios audiovisuales en Formación Profesional. Ella, de primaria. El año pasado Navarro estuvo dando clases en Aragón pero este curso salió una plaza en Orihuela (Alicante) y optó a ella. Yolanda cubrió varias sustituciones y este verano le ha tocado trabajar en un cine para poder seguir teniendo ingresos. Su objetivo era una plaza de maestra apenas a 30 kilómetros de la de Navarro, en un pueblecito de mil habitantes. La baremación y los puntos les hizo prever que los dos lograrían sus objetivos. A principios de agosto comenzaron a buscar piso pero llegó el caos.

La Consejería de Educación de la Generalitat Valenciana ha publicado, entre el 10 y el 18 de agosto, hasta cuatro resoluciones con errores. Con cientos de errores. De momento, se han difundido otras dos válidas, las que corresponden a los funcionarios y a los docentes de infantil y primaria, un total de 13.000 de los 21.717 plazas que, en global, debían ser asignadas.

El subdirector de Personal Docente de la Generalitat, José Pascual Hernández (PP), mantiene que el problema tiene su origen en la falta de planificación del Gobierno anterior (PSOE, Compromís y Podemos), que no dejó preparada la plataforma informática que realiza la adjudicación a partir de los baremos determinados. Tanto los socialistas como Compromís señalan al consejero, José Antonio Rovira, que “es capaz de echar la culpa a todo el mundo, pero sigue sin dar explicaciones y no asume su responsabilidad”, tal como ha señalado la portavoz socialista en las Cortes, Rebeca Torró. Tanto estos como Compromís han apuntado además a la directora de Personal Docente, Sonia Sancho, “que el 28 de julio se fue de vacaciones y desapareció durante casi dos semanas de su puesto de trabajo en uno de los momentos más importantes del curso escolar”.

Además, fuentes sindicales sostienen que, al margen de que la plataforma no estuviera adaptada, los trabajadores que han llegado con el nuevo gobierno de PP y Vox no han sabido cómo solventar el problema. Por ello, exigen que Educación responda ante “todos los perjuicios que se puedan ocasionar entre el profesorado, como dificultades para encontrar alojamiento o la inversión de tiempo para matricular a sus hijos e hijas del profesorado en caso de cambio de localidad”, tal como señala el Sindicat de Treballadors del Ensenyament (STPEV) y la “afectación sobre derechos laborales como son el descanso y la desconexión durante las vacaciones, así como los efectos directos sobre su salud psicoemocional dando paso a un inicio de curso con un profesorado agotado anímicamente”, según denuncia CC OO.

Diego Aguilera, este martes, a las puertas de la consejería, a la espera de que se le adjudique plaza.
Diego Aguilera, este martes, a las puertas de la consejería, a la espera de que se le adjudique plaza.www.kiketaberner.com
Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Ansiolíticos para la espera

Diego Aguilera, de 57 años, mantiene el ánimo y el optimismo con ansiolíticos. Como Navarro y Ruiz, es profesor interino. Lo ha sido durante los últimos 25 años en un centro de Benicarló (Castellón) en una plaza a la que optaba de nuevo para este curso. En la primera adjudicación, que fue anulada, no apareció en las listas. La siguiente, que también tenía errores, le asignó una plaza en Elda (Alicante), a 290 kilómetros de su madre, con Alzheimer, su mujer, pendiente de una operación, y su hijo de 15 años, con necesidades especiales. “Se me vino el mundo encima”, asegura.

Aguilera es consciente de que siendo interino tiene el riesgo de tener que moverse pero no esperaba que fuera a esa distancia: “Te destroza la vida”. Alega que, con la normativa en la mano, la plaza de Benicarló debería volver a ser para él “pero la incertidumbre es cada vez mayor”. De hecho, CCOO estudia emprender acciones legales por las irregularidades “ya que no se han establecido criterios transparentes y se está utilizando un procedimiento discrecional para resolver los errores al realizar las adjudicaciones”, tal como ha señalado el sindicato en un comunicado. Aguilera, como otros afectados, acude cada ciertos días a la puerta de la consejería, a la espera de que se les dé una solución o una explicación.

Al margen de los muchos problemas anímicos para los docentes, el hecho es que los profesores no han tenido tiempo para preparar y programar un curso que empieza dentro de diez días. Pau Navarro asegura que comprueba los espacios en los que se publican las resoluciones “cada media hora”. En su caso, Aragón le volvió a adjudicar una plaza para este curso a la que “afortunadamente no he renunciado”. Pero su idea es volver a la Comunidad Valenciana, de donde es originario. A las dos de la tarde de este martes se le adjudicó la plaza a Ruiz en el pueblecito al que optaba: “Bien si me sale a mí en Orihuela”, resumía este profesor de FP que sigue sin saber dónde dará clase dentro de diez días. En cualquier caso, calcula que tendrá que pasar los primeros en un hostal.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_