LA CRISIS DEL CORONAVIRUS

La Generalitat alerta de una presión en las UCI catalanas similar a la primera ola

El director del CatSalut prevé probable alcanzar “los 900 críticos por covid”, cifra que limitaría otras actividades quirúrgicas

La consejera de Salud, Alba Vergés
La consejera de Salud, Alba VergésEFE

Cataluña se prepara para que la presión hospitalaria siga creciendo a pesar de la mejora de la curva epidemiológica. El Departamento de Salud de la Generalitat proyecta que la pandemia pueda llegar a ocupar unas 900 camas UCI, una cifra que se superó en la comunidad en la primera ola y que preocupa especialmente al Govern por el impacto de la actividad en el resto de enfermedades.

“Nos dirigimos a un escenario muy duro en los hospitales y en la atención primaria”, avanzó Adrià Comella, director del Servei Català de la Salud. “Esta ola no tendrá nada a que ver con la segunda ola. La tercera implicará una tensión hospitalaria mucho más alta. Antes del gran crecimiento de las próximas semanas en las UCI ya partimos de una situación peor”. Cataluña tiene actualmente 621 críticos por covid, cifra superior al pico de la segunda ola, y Salud considera que a partir de los 650 la desprogramación generalizada afecta a otros procesos urgentes. “La actual ola se parecerá a la primera. Hemos aprendido mucho y estamos mejor dotados, pero los límites del sistema son los que son”, avisó Comella. El director cifró en 1.300 camas UCI el límite de la comunidad, aunque alertó de los altos riesgos que conllevaría llegar a estas cifras. “Es probable que lleguemos a los 900 pacientes covid en la UCI. Si sumamos los 200 o 300 críticos de otras enfermedades, la presión será altísima”.

Cataluña alcanzó un pico de más de 1.500 crítico por covid en la primera ola, en un momento que los recursos hospitalarios se dirigieron prácticamente en exclusiva a la pandemia. La pretensión de Salud es minimizar el daño y el retraso del resto de actividad sanitaria. “Hemos querido mantener el resto de actividades médicas, pero hacer unas cosas implica dejar de hacer otras cosas. Si se altera más la situación corremos un riesgo de desbordamiento, no solo en la covid, sino en el resto de enfermedades”, avisó.

La consejera de Salud, Alba Vergés, lamentó la gestión de la pandemia del ministro de Sanidad, Salvador Illa, a quién siempre se dirigió como el “ministro-candidato”: “Illa siempre habla de cogobernanza y no atiende las peticiones de distintas comunidades respecto a algunas cuestiones. No se puede hablar de cogobernanza. Pedimos herramientas para gestionar la situación”.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Buscador de restricciones: ¿Qué puedo hacer en mi municipio?

- Así evoluciona la curva del coronavirus en el mundo

- Descárguese la aplicación de rastreo para España

- Guía de actuación ante la enfermedad

Lo más visto en...

Top 50