ferias

La tele llega para quedarse en el mundo de los congresos

La pandemia obliga a adaptar la Smart City Expo con un formato televisivo que los organizadores quieren conservar para las próximas ediciones

El plató de televisión donde se celebra la Smart City Live.
El plató de televisión donde se celebra la Smart City Live.Albert Garcia / EL PAÍS

Pasear por las salas, pararse en un stand solo a mirar o atreverse a preguntar de qué se trata, generar conversaciones de negocios espontáneamente, y, tal vez, cerrar algún acuerdo o colaboración que no se esperaba. Este valor intangible es lo que justifica la compleja organización de salones, congresos y eventos de negocios en general, y es precisamente lo que la pandemia de coronavirus está impidiendo. Para compensarlo, eventos como la Smart City Expo World Congress, que se celebra entre ayer y hoy, han apostado por un formato televisivo que los organizadores pretenden conservar para las próximas ediciones, cuando se pueda llevar a cabo también la feria presencial. Para este evento virtual, la organización realizó test de antígenos a todos los participantes.

El sector de los salones y congresos de negocios se ha visto muy afectado por la pandemia. Las restricciones de movilidad y, especialmente, las de reunión y celebración de eventos, obligaron desde el principio a los organizadores de congresos a cancelar o posponer sus actividades. Precisamente, una de las primeras señales que tuvo Cataluña de que el coronavirus iba en serio fue la cancelación del Mobile World Congress, que supuso un shock para el mundo económico barcelonés, aunque rápidamente fue sobrepasado por la llegada de la pandemia.

Fira de Barcelona, la principal organizadora de congresos de la ciudad, canceló decenas de eventos o pospuso el resto en búsqueda de nuevas fórmulas o tiempos mejores en los que no hubiese restricciones. Prueba de la adaptación fue el salón dedicado a la moda nupcial, Bridal Week, que se celebró en formato virtual en septiembre, o el BizBarcelona, el salón de la ocupación y el FHG Forum, que se llevaron a cabo presencialmente también después del verano, pero con importantes restricciones. Sin embargo, las nuevas medidas para frenar el avance de la pandemia y la evolución de la misma han obligado a la institución a posponer una quincena de eventos previstos para los próximos meses, entre ellos los dos más importantes, el Mobile World Congress y el salón del audiovisual ISE, ambos reagendados para el mes de junio.

En el caso de la Smart City Expo World Congress, un evento que aúna debates de ciudadanía, movilidad, soluciones tecnológicas para la ciudad, gobernanza, sostenibilidad, y demás cuestiones que atañen a las ciudades, Fira se ha aliado con el grupo Mediapro para salvar el congreso y trasladarlo enteramente al mundo virtual. El llamado Smart City Live consiste en un programa televisivo ininterrumpido de diez horas, y en una plataforma virtual en la que están disponibles los contenidos, y ofrece un sistema de interacción entre los participantes. “Si teníamos que ir hacia el mundo digital, lo que no podíamos hacer es trasladar tal cual lo que hacíamos en el mundo físico, tenía que ser atractivo para la audiencia”, explicó ayer Ugo Valenti, director del salón. Mediapro ha destinado 1.000 metros cuadrados de plató para la ocasión, en los que trabajan más de 150 profesionales.

La versión virtual ha permitido, según Valenti, que el panel de ponentes sea muy amplio y con personalidades muy influyentes, como la alcaldesa de París o el ministro de seguridad de Japón. En la primera jornada, 20.000 personas siguieron en directo la retransmisión. “Pero los contenidos se podrán consultar todo el año, y está estudiado que un 30% lo sigue en directo, y un 70% lo mira después”, señala Valenti.

La adaptación de la feria, sin embargo, ha trastocado el negocio tradicional de los congresos. Estos normalmente tienen dos grandes fuentes de ingresos: los patrocinadores, y las empresas expositoras, que contratan metros cuadrados del salón. “El modelo, y la rentabilidad, han cambiado mucho, pero lo vemos como una inversión, porque creemos que este tipo de formato será completamente compatible con el evento físico”, señala el director.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50