LA CRISIS DEL CORONAVIRUS

El 82% de los fallecidos con covid-19 tenía más de 75 años

El estudio calcula que, durante la pandemia, Cataluña registró 6.482 muertes más de las esperadas para esos meses en circunstancias normales.

Voluntarios de la ONG Proactiva Open Arms ayudan a las residencias en el traslado de ancianos del Sistema de Emergencias Médicas (SEM)
Voluntarios de la ONG Proactiva Open Arms ayudan a las residencias en el traslado de ancianos del Sistema de Emergencias Médicas (SEM)Albert Garcia

La covid-19 se ha cebado con los más mayores. El 81,7% de los fallecidos tenía más de 75 años, según los datos analizados por la Agencia de Calidad y Evaluaciones Sanitarias de Cataluña (AQuAS). La investigación, que revisó las 12.146 muertes registradas entre el 7 de marzo y el 25 de mayo, encuentra las tasas más altas de fallecidos entre hombres menores de 70 y mujeres mayores de 75 años. El estudio calcula también que, durante la pandemia, Cataluña registró 6.482 muertes más de las esperadas para esos meses en circunstancias normales.

La mortalidad en la covid-19 se ha comportado diferente según el sexo y la edad: de las 12.146 muertes contabilizadas en el período en estudio, el 51,5% es una mujer. Por grupos de edad, el 6,4% de los decesos se producen en menores de 65 años, el 12% entre personas de 65 y 74 años y el 81,7% entre la población de más de 75 años.

El estudio del AQuAS también analiza la mortalidad estimada y la observada. Esto es, las muertes que se esperan, según los registros de años anteriores en el mismo período, y los decesos que finalmente se registran en este tiempo. Así, desde el 13 de marzo al 22 de abril, la época más dura de la pandemia, casi se duplicaron las muertes respecto al mismo período de otros años: se observaron 13.476 defunciones por todas las causas, de las cuales se esperaban solo 6.994. Esto significa que hubo un exceso de defunciones del 92,7% (6.482 fallecidos más de lo esperado).

Para hacer esta cuenta, el AQuAS tomó los datos del Registro de Mortalidad de Cataluña desde 2015 (las defunciones diarias por todas las causas de personas residentes en Cataluña desde el 1 de enero de 2015 hasta el 31 de diciembre de 2019) y las defunciones totales observadas en el Registro Central de Asegurados del Servicio Catalán de la Salud. El período de exceso de defunciones, en que las muertes observadas están por encima de las estimadas, es de 42 días. Aunque este exceso de mortalidad se refiere a muertes por todas las causas está claro que la covid-19 ha jugado un papel determinante en este incremento.

Por regiones sanitarias, se observa un exceso de muertes del 181% en la Metropolitana Sud y un 162% en la Metropolitana Nord, pero, en cambio, en Barcelona ciudad, apenas es del 67%. Esto se explica, insisten desde Salud, porque el período de exceso de mortalidad en el área metropolitana es de 41 días y en la capital catalana fue menor, de 21 días. “Barcelona ciudad es la región con un exceso de defunciones relativo más bajo y donde más se ha notado el confinamiento en lo que hace referencia a la reducción de defunciones por causas no covid-19”, sostienen los autores del informe.

El estudio también revela que durante el mes de abril el confinamiento evitó un total de 1.415 muertes en Cataluña causadas por otras circunstancias, como por accidentes laborales, de tráfico u otro tipo. De hecho, según la Generalitat, la siniestralidad en Cataluña se ha reducido un 80% durante el confinamiento a causa de la pandemia.

Las cifras de exceso de mortalidad del AQuAS no coinciden, sin embargo, con las que estima para Cataluña el Sistema de Monitorización de la Mortalidad diaria (MoMo) del Ministerio de Ciencia e Innovación. El MoMo estimó un período de exceso de muertes de 67 días donde hubo 11.620 decesos observados más de los estimados.

Fuentes de Salud justifican estas diferencias porque el período que contabilizan ambos registros son diferentes y también las fuentes de información: si bien el MoMo tira de los registros civiles para consultar las defunciones observadas, el AQuAS las recoge del Registro Central de Asegurados, que se nutre a su vez de la información reportada por los médicos de atención primaria, hospitales y también registros civiles. En sus conclusiones, los investigadores del AQuAS puntalizan, de hecho, que puede haber una subestimación del exceso de muertes reales. Es decir, que la cifra de 6.482 podría ser más alta.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía

- Buscador: La desescalada por municipios

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad

- Pinche aquí para suscribirse a la newsletter diaria sobre la pandemia

Lo más visto en...

Top 50