_
_
_
_
_

Feijóo relega a Bendodo a una vicesecretaría y suprime el cargo de coordinador general

La exconsejera en Castilla y León Alicia García será portavoz del PP en el Senado

De izquierda a derecha, Alicia García, Alberto Núñez Feijóo, Elías Bendodo, Cuca Gamarra y Dolors Montserrat. De pie, Carmen Fúnez y Miguel Tellado, en la sede del PP en Madrid, este martes.
De izquierda a derecha, Alicia García, Alberto Núñez Feijóo, Elías Bendodo, Cuca Gamarra y Dolors Montserrat. De pie, Carmen Fúnez y Miguel Tellado, en la sede del PP en Madrid, este martes.David Mudarra (PP)

Alberto Núñez Feijóo ha terminado con la tricefalia en el PP que instauró cuando llegó a la presidencia del partido hace algo más de año y medio. El líder popular ha suprimido el puesto de coordinador general del PP, un cargo orgánico por encima de los vicesecretarios, que hasta ahora ocupaba el diputado por Málaga Elías Bendodo, y que desde el principio se solapó en funciones con la secretaría general de Cuca Gamarra y con la vicesecretaría de Organización de Miguel Tellado (nombrado ahora portavoz en el Congreso). Feijóo ha resuelto el problema que arrastraba esta estructura en la dirección popular, para muchos disfuncional y que había generado tensiones entre los dirigentes de su núcleo duro, por la vía de eliminar el cargo de coordinador general, que no siempre había existido. El resultado es que Bendodo, principal representante de la cuota andaluza en la dirección popular, queda relegado a una vicesecretaría, aunque con funciones más amplias de las que ese cargo tenía hasta ahora. La exconsejera en Castilla y León Alicia García será portavoz del PP en el Senado.

La decisión de Feijóo sobre Bendodo llega después de que el número tres del PP confesara al presidente de la Junta de Andalucía, Juan Manuel Moreno, de quien es estrecho colaborador, su “incomodidad” por la indefinición de funciones en la cúpula. Bendodo estaba incómodo porque no tenía “definidas sus funciones, ni su papel, ni su espacio”, según aseguran distintos dirigentes populares, y Feijóo ha optado por despojarle del cargo de coordinador general. Ahora pasa a ser un vicesecretario más, pero con varias áreas: se ocupará de la vicesecretaría de Política autonómica y municipal —que deja vacante Pedro Rollán, quien sale del núcleo directivo porque ahora es presidente del Senado— y de las áreas de Evolución Electoral y Tendencias, además de las de Análisis y Planificación Estratégica, que ya dependían de él.

“Feijóo agrupa en torno a Bendodo las secretarías de área de dos departamentos”, defienden fuentes populares, que subrayan que “su puesto tendrá una importancia fundamental en el organigrama del partido, ya que coordinará la política que se desarrolle desde la sede nacional con la que ejerzan las diferentes comunidades autónomas en el momento de mayor presencia institucional de la formación”. El PP preside 11 comunidades autónomas, además de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, ejerce la vicepresidencia de Canarias, dirige la Federación Española de Municipios y Provincias y gobierna en el 40% de los ayuntamientos de toda España, según recuerda el PP en una nota en la que este martes ha anunciado los cambios y en la que se esfuerza en que Bendodo no aparezca como desautorizado.

El cargo de coordinador general se suprime, argumenta el PP, “de acuerdo con las necesidades de un partido de oposición, una vez que el presidente del PP ejercerá en esta legislatura su función desde el Congreso de los Diputados, puesto que no era diputado en la anterior, y ahora que la secretaria general, que compatibilizaba su puesto con el de portavoz en la Cámara baja, se ocupará en exclusiva de sus atribuciones orgánicas como número dos”. La opinión mayoritaria en el PP considera que el puesto de coordinador general tiene más sentido cuando se gobierna, porque entonces hacen falta más dirigentes en el partido, ya que la mayoría está volcada en el Gobierno y, al contrario, se hace innecesario en la oposición.

Bendodo supo que Feijóo quería suprimir el puesto de coordinador general después de la investidura fallida del líder del PP, aunque no fue hasta este pasado fin de semana cuando recibió la confirmación por parte del político gallego. El vicesecretario está satisfecho con su cambio de funciones, señalan fuentes de su entorno, porque ve “las competencias claras” y porque prefiere “ser el número cuatro de una empresa que factura mil millones, frente a ser el número tres de una empresa que facturaba 50″, por el aumento de poder territorial del PP.

Desde hacía días, el equipo de Alberto Núñez Feijóo, como publicó EL PAÍS, advertía de que Elías Bendodo tenía en el aire la coordinación general del PP. El líder popular ha decidido finalmente despojar al diputado por Málaga de este puesto orgánico, por lo que la cuota andaluza pierde poder en la dirección del partido. En su lugar, gana peso Galicia, con la elección de Miguel Tellado, exsecretario general en esa comunidad, como portavoz parlamentario; y Castilla-La Mancha, con el ascenso de Carmen Fúnez a vicesecretaria de Organización. También gana Castilla y León, que logra la portavocía en el Senado, para Alicia García.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Alicia García, propuesta como portavoz del PP en el Senado, en un acto electoral en Ávila, en marzo.
Alicia García, propuesta como portavoz del PP en el Senado, en un acto electoral en Ávila, en marzo.Rafael Bastante (Europa Press)

Tricefalia resuelta

Feijóo ha resuelto la tricefalia en el PP, pero algunas fuentes populares advierten de que sigue existiendo el riesgo de tensiones en la nueva estructura. Estos dirigentes se preguntan cómo será el encaje entre dos figuras de personalidades diferentes como Cuca Gamarra, que ahora ejercerá la secretaría general a tiempo completo, y Carmen Fúnez, nueva vicesecretaria de Organización, que tiene como función el control orgánico del partido. A ellas se suma Bendodo, que según su nueva función, está encargado de coordinar la acción de gobierno de las diferentes comunidades autónomas. Pero Gamarra tiene también interlocución directa y habitual con todos los barones populares, así que está por ver cómo encajan esas competencias y mantienen sus espacios.

El líder del PP ha elegido, por otro lado, a la exconsejera de Castilla y León Alicia García como portavoz en el Senado. García ha sido además concejala en Ávila, diputada en el Congreso y, desde las pasadas elecciones, senadora, y hasta ahora permanecía en segundo plano, desconocida para la opinión pública. El PP destaca de García que “conoce la política local, autonómica y nacional, lo que le concede experiencia parlamentaria sobrada para dirigir al Grupo Popular en una Cámara alta en la que el PP cuenta con mayoría absoluta” y que “tiene, además, el mejor perfil para frenar algunos de los desmanes legislativos de Pedro Sánchez”. El líder del PP quería situar a una mujer para el Senado, buscando el equilibrio porque ha nombrado a un hombre como portavoz en el Congreso. Feijóo ha resuelto la mayor parte del puzle orgánico, aunque todavía faltan algunas piezas, como la portavocía del partido, que hasta ahora viene ejerciendo de facto el vicesecretario Borja Sémper.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_

Sobre la firma

Elsa García de Blas
Periodista política. Cubre la información del PP después de haber seguido los pasos de tres partidos (el PSOE, Unidas Podemos y Cs). La mayor parte de su carrera la ha desarrollado en EL PAÍS y la SER. Es licenciada en Derecho y en Periodismo por la Universidad Carlos III de Madrid y máster en periodismo de EL PAÍS. Colabora como analista en TVE.
Normas
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_