MEMORIA HISTÓRICA

Valencia recupera los versos de Miguel Hernández excluidos del memorial de La Almudena

El Ayuntamiento instala un monolito en la zona de las fosas comunes de represaliados del franquismo del cementerio de la capital

El alcalde de València, Joan Ribó, presenta en el Cementerio General un monolito en memoria de las personas represaliadas por el franquismo.
El alcalde de València, Joan Ribó, presenta en el Cementerio General un monolito en memoria de las personas represaliadas por el franquismo.Manuel Bruque / EFE

“Dejaremos escrito, también en nuestros cementerios, el relato de nuestra ciudad”, ha pronunciado el alcalde de Valencia, Joan Ribó, este martes tras descubrir el monolito instalado en la Sección Séptima Derecha del Cementerio General de la ciudad, donde se encuentran las fosas comunes de represaliados por el franquismo. El monolito recupera los versos [del poema El herido] de Miguel Hernández, “censurados” del memorial del cementerio de La Almudena de Madrid. “València los recupera con orgullo para que perdure el mensaje”, ha afirmado el primer edil.

El Ayuntamiento de Madrid, gobernado por el PP y Ciudadanos, excluyó en febrero de 2020 los versos del poeta alicantino escogidos para esculpirlos en tres placas del Memorial de la Guerra Civil que el Gobierno de Manuela Carmena comenzó a construir durante su mandato en el cementerio de La Almudena. Fuentes municipales aseguraron entonces que “nunca hubo texto alguno” para el memorial que comenzó a levantarse antes de las elecciones municipales de 2019.

El alcalde y el concejal de Cementerios, Alejandro Ramón, han presidido este martes el homenaje del Consistorio a las víctimas de la dictadura, coincidiendo [este miércoles] con el 90 aniversario de la proclamación de la Segunda República. El Cementerio General es uno de los lugares de la memoria de la ciudad de Valencia, como también lo es “el Monasterio de San Miguel de los Reyes, el Centro Cultural de la Petxina, el centro administrativo Nou d’Octubre o, incluso, el campo del Mestalla, sin que la gran mayoría de la población lo sepa ni lo recuerde”, ha destacado Ribó.

“Este gobierno no se olvida de nuestro pasado. Mejora los espacios y da voz a quienes durante tanto tiempo la perdieron y permanecían en una fosa común mientras sus familiares los continuaban buscando. Dejaremos también escrito en nuestros cementerios el relato de nuestra ciudad, lleno de matices, sin duda, y por eso más rico”, ha expuesto.

Los demócratas, ha añadido Ribó, tienen “las esperanzas puestas en la Ley de Memoria Histórica para buscar y encontrar todas las identidades perdidas de las víctimas que, ahora y aquí, todavía no tienen nombre y apellido”. El alcalde ha iniciado su intervención con el poema Las ruinas de Luis Cernuda y ha confiado en que esas víctimas dejen de ser “la inmensa muerte anónima”.

El responsable municipal, que ha hablado del papel de los cementerios como “museos vivos” de una ciudad, ha recordado también el caso de Teófilo Alcorisa, “enterrado en una fosa común del Cementerio General y exhumado en 2015 después de reiteradas peticiones de su familia al anterior gobierno municipal”, y el “traslado de restos de la fosa común del Cementerio General a una cantera de Sagunto” como “una vergüenza que se perpetró en 2006 y que todavía recordamos”.

Asimismo, ha valorado iniciativas municipales de los últimos años en favor de la memoria histórica como la dignificación de la zona verde situada sobre dichas fosas, la colocación de placas en recuerdo de las víctimas de los bombardeos fascistas y de los brigadistas internacionales y mejoras en el Cementerio Civil, pero ha señalado que “no es suficiente”.

Más información

El monolito instalado en el Cementerio General descansa sobre una base y está tallado en piedra de Borriol. Las tres caras principales son lisas y la parte posterior, rugosa. En la cara principal del monolito figura el escudo de la ciudad y la frase: “En memoria de quienes aquí fueron lanzados, víctimas del franquismo, el odio y la intolerancia”, y en dos de sus laterales dos poemas en homenaje a ellos.

Uno de estos es el poema El herido, de Miguel Hernández, que ha leído Ribó durante su discurso. El alcalde, Alejandro Ramón y Matías Alonso, miembro del Grupo por la Recuperación de la Memoria Histórica de la Comunidad Valenciana que ha asistido también al acto, han destacado que estos versos fueron “censurados” en el cementerio de La Almudena de Madrid.

El concejal de Cementerios, por su lado, ha dicho que “la recuperación de la memoria es también una cuestión de justicia, de dignidad de las víctimas, una reparación y un lenitivo para las personas que las quisieron”. Ramon ha subrayado que las frases que recoge el monolito han sido “consensuadas y dialogadas con las asociaciones para la memoria histórica” y ha apuntado que estos homenajes “no miran al pasado sino al futuro”. “Solo con dignidad y memoria podremos crear una democracia más firme”, ha declarado.

Entre los asistentes a la convocatoria estaban también Alicia Gutiérrez y Ayelén Salamié, en representación de la Plataforma por la Memoria del País Valenciano; y Rafa Solaz, guía del Cementerio General de València.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50