Primer juicio a Josu Ternera en Francia tras su arresto

El Tribunal de Apelación en París juzga este lunes al exjefe de ETA por su presunta pertenencia a una organización terrorista después de que, tras su detención en 2019, pidiera que se repitiera el proceso en el que había sido condenado en rebeldía a siete años de cárcel

El exdirigente etarra José Antonio Urrutikoetxea Bengoechea 'Josu Ternera', durante una de sus audiencias ante el tribunal de París
El exdirigente etarra José Antonio Urrutikoetxea Bengoechea 'Josu Ternera', durante una de sus audiencias ante el tribunal de ParísIAN LANGSDON (EFE)

Los vetustos pasillos del Palacio de Justicia de la Cité, en pleno corazón de París, no guardan secretos para José Antonio Urrutikoetxea, Josu Ternera. Desde que su detención en los Alpes franceses en mayo de 2019 pusiera fin a 17 años de clandestinidad, el exjefe de ETA los ha recorrido múltiples veces para asistir a las audiencias en las que se discutieron sus cuatro demandas de extradición a España, dos de ellas ya aprobadas, y su situación en Francia, donde permanece bajo libertad vigilada desde el pasado verano. Esta vez, sin embargo, será algo distinto. Urrutikoetxea afronta este lunes y martes su primer juicio en Francia desde su detención.

Se trata de la repetición del primero de los dos procesos que se celebraron en su contra en Francia por presunta pertenencia a una organización terrorista, en este caso entre 2002 y 2005. En el juicio que, a petición de Ternera tras su arresto, se repite ahora, fue condenado en rebeldía, en 2010, a siete años de cárcel y a su expulsión definitiva del país. Una década larga más tarde, con ETA disuelta y un Urrutikoetxea envejecido —ha cumplido durante su libertad vigilada en París los 70 años— y delicado de salud, según su defensa, el histórico líder de la banda terrorista busca presentarse como un negociador clave de la paz.

Ya antes de comenzar el proceso, cuyo arranque este lunes no está garantizado —ha habido otros aplazamientos—, la estrategia de Urrutikoetxea ha sufrido un primer revés: uno de los testigos clave que había convocado su defensa, el exdirigente socialista vasco Jesús Eguiguren, que fue el representante del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero en las conversaciones con la banda para el frustrado proceso de paz de 2005-2006, anunció la semana pasada que no acudirá a París, según adelantó El Correo.

La defensa de Josu Ternera también ha llamado a testificar al ex secretario general de Interpol Raymond Kendall, el político norirlandés y antiguo miembro del IRA Gerry Kelly, y David Harland, del Centro para el Diálogo Humanitario, especializado en la mediación de conflictos armados, informa Efe. La gran duda es si los convocados se presentarán esta semana en París, declararán de alguna forma a distancia o si, como Eguiguren, declinarán testificar a favor de Urrutikoetxea.

El juicio en la capital francesa se celebra menos de una semana después de la primera cita de Urrutikoetxea con la justicia española. En videoconferencia desde París, Ternera fue informado el miércoles por el juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz de su procesamiento por el atentado de 1980 en Vitoria que costó la vida a Luis María Hergueta, directivo de la empresa Michelin, y por la financiación de la organización terrorista a través de las herriko tabernas, caso por el que la justicia francesa ya ha dado su visto bueno definitivo a su entrega a España. El primero está aún pendiente de una decisión final del Tribunal Supremo. La justicia francesa también ha aprobado de forma definitiva la extradición de Ternera por el atentado contra la casa cuartel de la Guardia Civil en Zaragoza en 1987, en el que fueron asesinadas 11 personas, entre ellas seis niños.

Sus juicios en España son pese a todo aún muy inciertos. En cualquier caso, antes deberá ser procesado en Francia y, en caso de que sea condenado, tendrá que cumplir la sentencia que se le imponga. Además de este primer juicio, Urrutikoetxea tiene pendiente un segundo proceso, la repetición del juicio en el que fue condenado, también en rebeldía, a otros ocho años de cárcel en relación con su papel destacado en el aparato político de ETA entre 2011 y 2013, en un tiempo en que estuvo en Oslo intentando una negociación con el Gobierno español que no tuvo lugar. Este segundo juicio se celebrará, como pronto, en junio.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Silvia Ayuso

Corresponsal en París. Previamente formó parte del equipo de EL PAÍS en Washington. Licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, comenzó su carrera en la agencia Efe y posteriormente en la alemana Dpa, para la que también fue corresponsal en Santiago de Chile, La Habana y Washington.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS