Playas transparentes en Menorca

De la tranquilidad de Es Talaier a la tierra arcillosa de Cala Pilar, cinco arenales para desconectar en la isla

Una bañista en Cala Macarella, Menorca.
Una bañista en Cala Macarella, Menorca. getty

Mientras que la avalancha turística copa sus islas hermanas, Menorca permanece relativamente ajena a los ecos de civilización que retumban más allá de sus acantilados. La vida en esta tierra es lenta, tranquila y pacífica, características que se reflejan en sus habitantes, que acogen a los foráneos con el desinterés de quien está habituado a ofrecer lo mejor de sí mismo.

Aunque los atractivos de la isla son innumerables –ciudades que cuentan historias, como Ciutadella y Mahón, una gastronomía variada con los quesos de denominación de origen como protagonistas o unas fauna y la flora con las que el conductor del vehículo alquilado ha de pelearse para no dejarse distraer por ellas–, sus salvajes y, a veces, recónditas calas continúan siendo las atracciones más buscadas por quienes se acercan a esta Reserva de Biosfera de la Unesco desde 1993. Visitamos cinco arenales que tatuarán en la memoria del visitante el espíritu milenario y transparente de la isla.

Si planeas una escapada a Menorca pincha aquí

{ "active": true, "code": "187464", "elementType": "offerExtension", "id": 12, "name": "MENORCA", "service": "tripadvisor" }

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS