Tribuna
Artículos estrictamente de opinión que responden al estilo propio del autor. Estos textos de opinión han de basarse en datos verificados y ser respetuosos con las personas aunque se critiquen sus actos. Todas las tribunas de opinión de personas ajenas a la Redacción de EL PAÍS llevarán, tras la última línea, un pie de autor —por conocido que éste sea— donde se indique el cargo, título, militancia política (en su caso) u ocupación principal, o la que esté o estuvo relacionada con el tema abordado

Margarita Salas, referente indiscutible

"Ha sido una persona honesta, luchadora, rigurosa en su trabajo y perseverante, con un empeño cotidiano en la labor bien hecha"

Imagen de archivo de Margarita Salas en la UIMP.
Imagen de archivo de Margarita Salas en la UIMP.UIMP (Europa Press)

Margarita Salas ha sido una investigadora brillante en el campo de la biología molecular y un referente para muchas generaciones de científicos y científicas, además de una persona muy querida y reconocida en nuestro país. Ha sido una persona honesta, luchadora, rigurosa en su trabajo y perseverante, con un empeño cotidiano en la labor bien hecha. El rigor científico, por encima de todo. 

Todo esto le permitió a lo largo de su dilatada vida profesional realizar muy valiosas contribuciones científicas, formar discípulos y discípulas de gran valía, y abrir camino en muchos ámbitos en los que la mujer no estaba presente: primera presidenta de la SEBBM, primera directora del Centro de Biología Molecular Severo Ochoa, única científica entre los diez promotores del pacto de estado por la ciencia en el año 2003, Presidenta de la Fundación Severo Ochoa, académica, Presidenta del Instituto de España, etc. A lo largo de su trayectoria, Margarita recibió innumerables premios, tanto nacionales como internacionales, de la UNESCO, L´Oreal, y recientemente de la Agencia Europea de Patentes, Premio al Inventor Europeo en la categoría Lifetime Achievement por sus logros de toda una vida y el premio otorgado por el público, categoría Popular Prize, lo que demuestra el cariño y el reconocimiento que despertaba su figura en la sociedad.

A sus 80 años, la doctora Margarita Salas continuaba, día a día, dirigiendo su grupo de investigación en el Centro de Biología Molecular Severo Ochoa, centro mixto UAM-CSIC (Universidad Autónoma de Madrid-Consejo Superior de Investigaciones Científicas), con el buen hacer científico que siempre la ha caracterizado. Ha sido hasta el final, una gran maestra y una excelente y entrañable compañera.

Se ha ausentado físicamente, pero, como sucede con quienes han vivido una trayectoria humana y profesional ejemplar, permanecerá para inspirar a quienes, en el Centro de Biología Molecular Severo Ochoa, en la Universidad Autónoma de Madrid, en el Consejo Superior de Investigaciones Científicas y muchos centros de investigación bioquímica a escala mundial, seguirán contando con ella.

Miguel Hernández escribió: “Me voy, me voy, me voy, pero me quedo”. Margarita Salas se quedará siempre con nosotros. 

Federico Mayor Zaragoza, presidente de la Fundación Cultura de Paz y ex Director General de la UNESCO

Jesús Ávila de Grado, profesor de Investigación ad Honorem del CSIC

Lourdes Ruiz Desviat, directora del Centro de Biologia Molecular Severo Ochoa (CSIC-UAM)

Inicia sesión para seguir leyendo

Sólo con tener una cuenta ya puedes leer este artículo, es gratis

Gracias por leer EL PAÍS
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción