Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nuestros periodistas recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios que puedes adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos al texto, EL PAÍS recibe una comisión. Lee aquí nuestra política comercial.

Así es el Xiaomi Mi A2, candidato al mejor móvil de gama media

Probamos el nuevo terminal de la popular marca china que destaca por su amplia pantalla infinita, un rendimiento adecuado y una cámara superior a la de sus rivales

El nuevo terminal de Xiaomi pretende convertirse en la recomendación estrella de los móviles de entre 200 y 300 euros. XIAOMI

En unos pocos meses, Xiaomi se ha convertido en una de las firmas de referencia en el mercado español de la telefonía móvil: el pasado mes de mayo se situó como la tercera marca por volumen de ventas sólo por detrás de Samsung y Huawei, según los datos ofrecidos por la consultora Canalys.

Uno de sus dispositivos más populares hasta la fecha ha sido el Xiaomi Mi A1, un terminal de gama media que es habitual encontrar en la lista de los más vendidos en Amazon —todavía sigue en cuarto puesto, y el ranking se actualiza a diario— y que acaba de renovarse con el Xiaomi Mi A2. Como era de esperar, quiere heredar su éxito y convertirse en la recomendación estrella cuando se trata de móviles de entre 200 y 300 euros.

Análisis y valoración

Así es el Xiaomi Mi A2, candidato al mejor móvil de gama media
Así es el Xiaomi Mi A2, candidato al mejor móvil de gama media

El diseño del Xiaomi Mi A2 nos ha resultado una agradable sorpresa. Aunque se une a la tendencia de las pantallas infinitas, huye de la última moda: el notch o pestaña que tienen las pantallas en su parte superior. De esta manera, ofrece una superficie de visualización más limpia y permite aprovecharla al completo. Por lo demás, cabe destacar el acabado en aluminio de su carcasa trasera, que hace que no sea nada resbaladizo y que la suciedad y las huellas queden muy disimuladas, así como sus bordes redondeados, que facilitan el agarre. Dos detalles más: el lector de huellas está situado en un lugar muy cómodo en el centro de la parte trasera y no hay rastro del conector de auriculares.

La pantalla posee un tamaño de 5,99 pulgadas con tecnología IPS y resolución Full HD+. Con un funcionamiento muy equilibrado, ofrece una experiencia de visualización positiva, con buen contraste y colores vivos, así como una reacción inmediata a cualquier toque con los dedos sobre su superficie. Tiene dos puntos débiles: una suave tendencia a mostrar los blancos algo fríos y el nivel de brillo. Y es que incluso su ajuste máximo resulta muy limitado cuando se utiliza en exteriores y su ajuste automático no funciona todo lo bien que nos hubiera gustado.

Ficha técnica

Pantalla: 5,99 pulgadas, formato 18:9, Full HD+ (2.160 x 1.080p), 403 ppp, cristal 2.5D

Procesador: Qualcomm Snapdragon 660 cpm 2,2 GHz + Qualcomm Adreno 512 GPU

Memoria RAM: 4 GB

Almacenamiento: 32 GB

Cámara: Trasera dual de 12 MP f1.75 + 20MP f1.75; frontal de 20 MP con f2.2 y HDR

Batería: 3000 mAh

Sistema operativo: Android One

Tamaño: 158,7 x 75,4 x 7.3 mm

Peso: 166 g

Conectividad: Bluetooth 5.0, GPS, AGPS, GLONASS, Beidu

Sensores: Acelerómetro, giroscopio, sensor de luz ambiental, sensor de proximidad, brújula eléctrica, sensor hall, motor

Otros: USB Tipo C, dual nanoSIM, sensor de huella

Interfaz sencilla

El smartphone chino funciona con Android One, una versión del sistema operativo de Google basada en Oreo que dota a los teléfonos de una interfaz prediseñada por el gigante de internet y que se caracteriza por su sencillez de uso y experiencia intuitiva. La parte positiva es que, como sólo se incluyen las apps de Google, no hay duplicidades o aplicaciones no deseadas de terceros.

Lo negativo es que hay ciertas limitaciones a la hora de realizar ajustes en varias de las funciones principales del terminal: no hay margen para personalizar las notificaciones y la pantalla no se puede calibrar, por ejemplo. Además, sólo es posible ajustar el perfil de audio si se emplean unos auriculares conectados por cable (cuenta con un adaptador para ello); si por el contrario se utilizan unos inalámbricos notamos también la reducción de calidad que conlleva que no sea compatible con Bluetooth aptX y LDAC. Es una pena, porque escuchar música sin cables es una de las tendencias del momento.

Una de las excepciones en cuanto a las aplicaciones ‘propias’ de Xiaomi que integra el Mi A2 es su cámara, que mantiene la línea que ya habíamos visto en los modelos de la firma con la capa de personalización MIUI. Sencilla e intuitiva, muestra las opciones básicas de forma clara e integra un modo manual con el que, como es habitual, se obtienen las mejores capturas.

Doble cámara

En concreto, este smartphone cuenta en su parte trasera con una doble cámara situada en vertical que recuerda muchísimo en estética a la del iPhone X. En esta ocasión, y a diferencia del Mi A1, ninguna de ellas es teleobjetivo, perdiendo la posibilidad de realizar fotografías con zoom óptico y la capacidad de aplicar el efecto bokeh (mantiene enfocado al sujeto u objeto en primer plano y desenfocado el fondo) a través de hardware. Esta última función sigue presente, aunque ahora se realiza gracias al software asistido por inteligencia artificial: el desenfoque del fondo puede personalizarse antes de cada captura, no es exagerado y el resultado es bastante curioso, aunque hemos encontrado algunos problemas cuando no hay mucho contraste entre el plano principal y el fondo y en elementos complicados como el pelo.

La competencia

- Moto G6. La última versión de esta familia, una de las más populares en la gama media, incluye un diseño de cristal con pantalla infinita, reconocimiento facial y doble cámara trasera.

- Samsung Galaxy A8. Posee dos cámaras frontales para realizar selfies con efecto retrato a través de hardware. Estos sensores también pueden utilizarse de forma independiente, facilitando uno de ellos la captura de autofotos en grupo gracias a su mayor angular.

- Huawei P Smart. Su función de pantalla partida permite utilizar dos aplicaciones a la vez, dividiendo la pantalla en dos cuadrados perfectos.

- BQ Aquaris X2 Pro. Destaca durante la reproducción multimedia gracias a una pantalla de 5,65” con resolución Full HD+ y tecnología Quantum Color +, así como un alto brillo de hasta 650 nits.

En el lado positivo, la firma ha mejorado mucho las imágenes con poca luz. La clave está en que los sensores (uno principal de 12 megapíxeles y otro de 20 megapíxeles) tienen una apertura f1.75 que deja pasar mucha más luz. Funcionan de forma independiente y se seleccionan de forma automática según las condiciones del entorno gracias a la IA. La excepción es el modo manual, en el que es posible elegir entre uno y otro.

Conviene destacar un detalle curioso sobre el segundo sensor. A simple vista, parece raro que tenga mayor resolución que el principal. Pero no es exactamente así: sus píxeles se agrupan de cuatro en cuatro para hacer ‘pixel binning’, una técnica que permite crear así uno mucho más grande que hace que las fotografías tengan más luz (aunque como consecuencia también aumenta un poco el ruido). Podríamos decir que en realidad con él obtenemos imágenes que equivalen a 5 megapíxeles.

La sorpresa ha sido mayúscula al ver los resultados de las fotografías, ya que la calidad es superior a prácticamente todos los modelos de la competencia. En general son nítidas, con colores realistas (por poner una pega, a veces no demasiado vivos), bien enfocadas, nada de ruido… Sólo se comienza a perder nitidez en interiores y en capturas nocturnas, pero el resultado sigue siendo bastante aceptable.

Como una bala

Por último, hablemos de rendimiento. Para ello, tenemos que hacer referencia a un procesador Qualcomm Snapdragon 660 que, combinado con 4 GB de RAM, han hecho que por momentos olvidáramos que se trata de un móvil de sólo 250 euros.

Su autonomía es más ajustada. Si bien es cierto que hemos conseguido llegar siempre al final del día, cuando el uso ha sido más intensivo (muchas fotografías, algún vídeo…) el porcentaje de carga restante al llegar la noche era mínimo. Y aunque es compatible con la carga rápida, el cargador incluido no lo es, por lo que para disfrutar de esta característica y cargar el móvil en poco más de hora y media es necesario hacerse con uno adicional.  

Lo mejor, lo peor y conclusión

Lo mejor: Sus características y funcionamiento lo convierten en uno de los mejores teléfonos de gama media del momento.

Lo peor: Gestión del brillo de la pantalla y una autonomía algo ajustada.

Conclusión: El smartphone de Xiaomi tiene todas las papeletas para convertirse en todo un éxito en la gama media, avalado por un buen rendimiento, fotografías muy resultonas y un uso intuitivo.

COMPRA ONLINE

XIAOMI MI A2. Smartphone  de 32 GB de memoria y 4 GB de ram, procesador Qualcomm Snapdragon 660, doble cámara frontal de 20 MP Y trasera de 12MP. Con pantalla de 5,99 pulgadas.

Por 161€ en eBay


Suscríbete a la newsletter de El PAÍS Escaparate.

Más información