Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las misses ya no temen a la política en Estados Unidos

La ganadora y una aspirante al título de Miss América 2018 critican sin tapujos las decisiones de Donald Trump durante el concurso celebrado el pasado domingo

Cara Mund el pasado domingo, coronada como Miss América. En vídeo, Miss Texas habla sobre Trump.

Algo ha cambiado desde esa imagen estereotipada de los concursos de belleza que popularizó la película Miss agente especial en 2001. En esta comedia la actriz Sandra Bullock interpreta a una agente de policía que se infiltra en el concurso de Miss América y allí todas las aspirantes lo más que contestan al ser preguntadas por sus aspiraciones políticas es: “Lo que quiero es… la paz en el mundo”.

El certamen de Miss América 2018 celebrado el pasado domingo en Atlantic City’s Boardwalk Hall, en Nueva Jersey, ha roto estos moldes. La ganadora de esta 97º edición, Cara Mund, representante de Dakota del Norte, afirmó durante una entrevista realizada antes de la competición que su objetivo es convertirse en la primera mujer elegida para el cargo de gobernadora en su Estado. Mund, graduada de la Universidad Brown, no se detuvo ahí y durante la celebración del concurso, y ya sobre el escenario, no dudó en lanzarse al ruedo de la actualidad de su país y posicionarse contra la decisión del presidente estadounidense, Donald Trump, de retirar a Estados Unidos del Acuerdo de París contra el Cambio Climático ratificado en 2015, el primer pacto internacional para reducir la emisión de gases contaminantes de efecto invernadero en la atmósfera.

Miss Texas, Margana Wood, desfila en bikini durante la competición de Miss América.
Miss Texas, Margana Wood, desfila en bikini durante la competición de Miss América. Cordon Press

Ella no fue la única concursante que tomó partido. Margana Wood, Miss Texas, sorprendió a todos con una respuesta que también tuvo a Trump como protagonista. Uno de los jueces del concurso le dijo: “El mes pasado, una manifestación de supremacistas blancos neonazis y el Ku Klux Klan en Charlottesville, Virginia, se volvió violenta y una contramanifestante fue asesinada. El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo que fue culpa de ambos bandos y que en los dos hay gente muy buena. Responde sí o no y por qué”.

La respuesta fue contundente y estuvo a la altura del interrogante, ya que Wood contestó así de rotunda: “Creo que está muy claro que el asunto de los supremacistas blancos fue un ataque terrorista. Creo que el presidente Trump tendría que haber hablado antes, afrontando el problema, y hacer que todos los americanos nos sintamos seguros en este país. Ese es ahora el problema número uno”.

Lecciones de coherencia que han convertido en virales los vídeos con estas respuestas en las redes sociales y que marcan un cambio en la percepción de este tipo de certámenes. Significan un viraje del perfil público de las mujeres que participan en este tipo de concursos y también en sus organizadores, ya que fueron los jueces los que se preocuparon de incluir preguntas de tinte político para ayudar a crear una imagen más global de las concursantes.