Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dónde y cómo fotografiar el eclipse solar del 21 de agosto

El fenómeno coincidirá con el ocaso. Canarias y Vigo, donde mejor se verá

Este 21 agosto se produce el fenómeno que más atención atrae a aficionados de la astronomía y la fotografía por su espectacularidad: el eclipse solar. Si ese día te encuentras en Estados Unidos, estarás de suerte. De costa a costa, el eclipse de sol será total, algo que no sucedía desde hace 99 años. Si estás en España tendrás algo más complicado verlo. El mejor sitio para observarlo será en Vigo y Canarias. Mientras que, en lugares como Valencia, Barcelona o las islas Baleares, no será visible.

Este eclipse tendrá una peculiaridad al ser visto desde España; será durante el atardecer. Eso significa que la intensidad de luz del sol será tenue, lo que ayudará a fotografiarlo. Lo más importante es buscar una buena localización. Lo primero que tenemos que tener claro es si en la fotografía queremos que salga solo el eclipse o queremos componerla con el horizonte o con alguna montaña, casa u objeto. Para eso recomiendo que vayamos el día anterior a la misma hora y hagamos una foto de prueba. Si no queremos que el sol parezca un punto luminoso, usad un teleobjetivo, a ser posible mayor de 300 mm. Los filtros también desempeñan un papel importante cuando se trata de fotografiar el astro rey. Si no disponemos de filtros, una opción muy interesante es adquirir una lámina solar Baader, que podremos usar como filtro de fotografía o para observar el eclipse. Incluso usar un cristal de soldador (número 14 o mayor) nos puede valer también.

Para fotografiar un punto de luz tan luminoso como el sol, la configuarción de la cámara es clave para un buen resultado. Si nuestra cámara dispone de RAW y tenemos un software para editarlo, tiraremos en RAW mejor que en JPG. La edición de este tipo de fotografías con luces tan fuertes nos va a ayudar a rectificar errores que la cámara no pueda corregir. Las ISOS conviene usarlas bajas. Tenemos una gran fuente de luz; con 100 ISO tendremos de sobra, así conseguiremos tonos más suaves. La velocidad de obturación debe ser alta si usamos un teleobjetivo, por lo que el diafragma será abierto. Solo si decidimos componer el eclipse con una casa, árbol u objeto, usaremos un diafragma cerrado, para así aumentar la profundidad de campo para que tanto el primer como el segundo plano quede enfocados; solo en este caso subiremos las ISOS. Las mediciones las haremos en "manual" para así poder medir con más exactitud la luz que desprende el sol. Recomiendo subexponer dos puntos los parámetros que nos marque el fotómetro de la cámara.

Otra forma interesante de ver y fotografiar el eclipse solar es a través de distintos métodos de proyección. La primera y la más sencilla, es realizar un pequeño agujero de 1 centímetro de diámetro en una cartulina. Se trata de dirigir una cara de la cartulina hacia el Sol y observar la sombra del eclipse que proyecta sobre la superficie. Otra forma de proyección es usar unos prismáticos o un telescopio. Se trata de dirigir el telescopio o prismático hacia el Sol y observar la luz proyectada en una superficie a 30 o 40 centímetros. Sea cual sea la forma de observar y fotografiar el eclipse solar, recordad que nunca se debe mirar directamente sin la protección adecuada.

Más información