Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Algemesí investigará un vídeo sobre un posible caso de maltrato a un toro

Un portavoz del Ayuntamiento de la localidad valenciana se muestra escandalizado ante unas imágenes que muestran un toro maltratado por parte de los vecinos

Un vecino de Algemesí (Comunidad Valenciana, 27.800 habitantes) ha publicado un vídeo en Facebook que muestra a un toro, muerto o incosciente, que recibe jalones por parte de los vecinos mientras unos menores le lanzan espuma con aerosoles. Marc Vendrell, concejal de comunicación del Ayuntamiento, reconoce estar escandalizado ante las imágenes: "No tenemos constancia de que esto haya ocurrido aquí. Por si acaso pondremos vigilancia para que esto no pase o no vuelva a pasar".

La Asociación de Veterinarios Abolicionistas de Tauromaquia y el Maltrato Animal (AVATMA) y la plataforma La Tortura no es Cultura afirman que denunciarán al Ayuntamiento de Algemesí y a los organizadores del evento ante la Conselleria de Justicia valenciana. "Tras ser descabellado hasta cinco veces, y aplicarle infructuosamente puntilla, el animal fue dejado a merced del público durante una interminable agonía", critican las plataformas en un comunicado. También denuncian la presencia de menores de edad en el acto: “Es aberrante que las autoridades permitan algo así”.

"El toro estaba inconsciente en la calle, aún respiraba", defiende un vecino con el seudónimo Fredy G., quien ha compartido el vídeo en Facebook. Este vecino algemesinense asegura que acarició al toro y notó que estaba vivo. Explica que entre las dos grabaciones que hizo apenas transcurre un minuto. La primera muestra al toro en la plaza, que recibe cinco estocadas que no le dan la muerte instantánea. El segundo vídeo, ya en el exterior de la plaza, muestra al animal cubierto por la nieve artificial que le rocían los niños. "Lo sacaron vivo a la calle para humillarlo", lamenta el vecino. El portavoz del Ayuntamiento reconoce que para el próximo año estudiarán la posibilidad de prohibir que el cadáver del animal salga a la calle para evitar este tipo de incidentes. "Sacar al toro a la calle después de matarlo en la plaza es una tradición que tiene más de 30 años", admite Vendrell.

Hasta el año pasado, la semana taurina de Algemesí estuvo envuelta de polémica por incluir las conocidas como becerradas, que eran corridas de becerros. Las peñas taurinas de esta localidad prohibieron en marzo las banderillas y los estoques en esta parte del evento y la convirtieron en capea en las que no se hace daño a los jóvenes animales. "Este año han venido los animalistas a verificarlo. Les invitamos a pasar para que pudieran verificar que no se daña a los becerros", explica el concejal. Los antitaurinos aplauden este hecho, pero ahora vuelven a cargar contra el Ayuntamiento: “Las novilladas de Algamesí vuelven a ser el centro neurálgico de la crueldad y del maltrato animal”, denuncian las dos asociaciones en el comunicado.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >