Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Así es el barco español que colaboró en el rescate en Libia

Los inmigrantes rescatados por Médicos Sin Fronteras relataron que en la embarcación viajaban unas 600 personas

Operativo de rescate de Médicos Sin Fronteras en Libia

Dignity I, un barco español de la organización médico humanitaria internacional Médicos Sin Fronteras (MSF), participó este miércoles en el operativo de rescate de la más recientecatástrofe en el Mediterráneo, donde han muerto cientos de personas tras volcar una barca con cerca de 700 pasajeros. Al llegar los trabajadores de MSF al lugar del accidente, en el que ya intervenía otro grupo de salvamento irlandés, "había mucha gente que se había ahogado y mucha gente en el agua", según ha explicado la coordinadora de Médicos Sin Fronteras en el Mediterráneo, Paula Farias, que ha pedido "cautela" al hablar de las cifras, que podrían ser mayores, porque la señal que envió a la Central Operativa de Roma hablaba de 700 personas a bordo. Además, los inmigrantes rescatados relataron que en la embarcación viajaban unas 600 personas. "La única certeza que tenemos es que nosotros rescatamos a nueve personas que subimos a nuestro barco más otras ocho que subimos al barco de los irlandeses. Del resto de cifras, no tenemos certeza", ha explicado.

La barca de madera volcó cerca de la costa libia, poco antes de que el Dignity I llegara al lugar de los hechos. “Lo que vimos al llegar a la zona era terrible: gente aferrada a los flotadores y luchando por su vida mientras veía cómo otros se ahogaban porque no sabían nadar y carecían de chaleco salvavidas”, declara Juan Matías, coordinador del proyecto de MSF en el Dignity I.“El hecho de que nos llamaran para rescatar al bote hundido y poco después nos enviaran a ayudar a otro muestra la falta de recursos globales disponibles para las operaciones de rescate.”

El número de migrantes que tratan de cruzar el Mediterráneo para llegar a Europa se ha multiplicado en los últimos años, especialmente por el conflicto Sirio, que ha causado un desplazamiento masivo de su población: casi cuatro millones han solicitado asilo en otros países.

En 2014, unas 219.000 personas, refugiados y migrantes, cruzaron el Mediterráneo, según la agencia de la ONU para refugiados. Más de 3.500 de ellas murieron (otras miles están desaparecidas), convirtiéndolo en un auténtico cementerio. Ante la indecisión de las autoridades europeas para implantar medidas que remedien o atenúen este drama, Médicos Sin Fronteras decidió entrar en acción y aplicar sus principios de ayuda humanitaria en un medio donde no lo había hecho antes: en el mar. El pasado 2 de mayo puso en marcha una operación de rescate en el Mediterráneo con tres navíos que navegan por aguas internacionales para asistir a embarcaciones precarias de migrantes en apuros.

 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información