Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Se nos ha ido Raymond Carr

Ha muerto Raymond Carr. La noticia la he recibido releyendo España, 1808-2008, su monumental obra sobre la historia contemporánea de España, un clásico imprescindible y presente en cualquier Facultad de Historia que quiera ser considerada como tal. Carr, junto a Gabriel Jackson y otros, pertenece a esa estirpe de historiadores extranjeros que dedicaron gran parte de su vida intelectual a destripar España, intentando comprenderla precisamente en un período, el franquista, en el que la única “historia” al alcance de los españoles era el relato nacionalcatólico promovido desde el franquismo. Por eso, es también un padre intelectual para muchos historiadores españoles brillantes, alguno de los cuales, Juan Pablo Fusi sin ir más lejos, colaboró estrechamente con él. La normalización en el conocimiento de la historia de España corre ahora a cargo de historiadores españoles de imponente altura (Juliá, Álvarez Junco, etcétera), pero no podemos olvidar la ingente tarea de gente como Carr. Al contrario, hay que reivindicarlos. Hoy, con las nuevas teorías revisionistas y totalmente fuera de sitio, más que nunca. Sirvan estas breves palabras como reconocimiento y agradecimiento.— José Luis González Fernández.

 

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.