Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

La fortuna de la familia Pujol

Me duele escribir esta carta por el respeto que he tenido siempre por la figura del expresidente de la Generalitat, persona respetada y respetable. Durante muchos años me he visto bien representado por este político, a pesar de no ser un botiguer. Ocupó cargo en Banca Catalana, y siempre se dedicó a la política, a veces con más o menos acierto, ya que ha habido épocas, y no muy lejanas, durante las que se rodeó de compañías no muy loables.

Estos cargos no pueden representar unos ingresos fabulosos, sino los necesarios para poder mantener una vida de clase media. Así pues, vistos los antecedentes, me choca y me sorprende que sus hijos amasasen unas fortunas cifradas en miles de millones de pesetas, tanto en España como en Europa como en Latinoamérica, solo por estar en el centro del poder económico, a base de pertenecer a consejos de administración, etcétera. Hoy comprobamos tristemente que alguno de sus hijos están encausados, imputados, presuntos… y ya veremos cómo acaba este asunto.

Supongo que es deber de padre defender a tus hijos de lo que los medios están cansados de averiguar y repetir, estaría bien que saliese a la palestra y lo explicase. Me quedaría más tranquilo y no me llevaría el chasco que me he llevado. En fin, estamos viendo tantas cosas y tantos ideales rotos que cada día me sorprenden menos las noticias.

Familia Pujol, que tengan suerte y lo veamos.— José Antonio Casanovas Tomás.

 

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.