Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La modificación de la Ley del 'tijeretazo' murciana obliga a ahorrar en otros gastos de la Administración

El Gobierno de Murcia pretendía ahorrar 300 millones de euros con la Ley de Medidas Extraordinarias para la Sostenibilidad de las Finanzas Públicas, conocida como la Ley del tijeretazo. Tras el acuerdo alcanzado con seis de los nueve sindicatos de la función pública, en el que accedió a rebajar las duras pretensiones establecidas en el capítulo de personal, se encontró con que ese ajuste se iba a ver reducido en 60 millones euros.

Esta mañana, María Pedro Reverte, la consejera de Presidencia, ha explicado de qué partidas se va a deducir esa cantidad. En la rueda de prensa para presentar los recortes al tijeretazo, Pedro Reverte ha anunciado que los 60 millones se ahorrarán "deslizándolos" del pago de inversiones previstas por la Comunidad. Esta suma significa el 8 o el 9% del presupuesto total previsto por Murcia para el conjunto de inversiones, que asciende a 680 millones, según fuentes de la Consejería de Presidencia. La portavoz ha querido dejar claro que el Gobierno no se plantea suprimir la ejecución de las infraestructuras presupuestadas, sino aplazar su pago unos meses hasta conseguir, de esta forma, el ahorro de los 60 millones. De momento, se ignora qué inversiones se verán afectadas.

Tras seis maratonianas sesiones de negociación con los sindicatos, el Ejecutivo que preside Ramón Luis Valcárcel, accedió a revisar la mayoría de las medidas del tijeretazo. La más importante y la que ha motivado la ruptura con los sindicatos UGT, CC OO y Sterm, ha sido la rebaja de 37'5 a 36'5 horas de la jornada laboral. También se ha limitado el plazo de vigencia de la Ley (para el capítulo de personal) hasta el 31 de diciembre de 2011. Otras de las principales mejoras para los funcionarios respecto de la norma inicial son: la reducción a la mitad de los recortes salariales -así, de los 75¤ brutos mensuales que se reducían al personal docente, solo se van a descontar 37'5¤; al personal sanitario únicamente se le reducirá el 5% del importe de las guardias y turnicidad, en lugar del 10% inicialmente previsto-, el cobro del 100% de todas las retribuciones en caso de baja por enfermedad, la recuperación para el personal de administración y servicios en sus retribuciones del abono de un 15% de la homologación con el personal del Servicio Murciano de Salud, la reducción del 50% de las ayudas a discapacitados y familias (que el tijeretazo pretendía suprimir por completo), o la negociación con los sindicatos de las convocatorias de ofertas de empleo.

Originariamente, de los 300 millones de ajuste, las dos terceras partes las soportaban los empleados públicos. Con la nueva reforma, que firmarán los sindicatos CSI-F, ANPE, SAE, SATSE, CESM y SIDI a principio de la semana que viene, únicamente se mantienen las medidas de carácter estructural, es decir, la venta de inmuebles de la Comunidad, la reducción hasta el 80% de la financiación de la televisión autonómica, la supresión del 70% de los organismos autonómicos, la mayor fiscalización de los organismos y consejerías y la eliminación de los gastos de imagen exterior de la región.

Con este tijeretazo al Tijeretazo, el Gobierno pretendía zanjar el conflicto laboral que ya dura más de dos meses. Sin embargo, CC OO, UGT y Sterm, que sostienen que el nuevo acuerdo no tiene validez legal porque ellos representan al 56% de los funcionarios públicos, se plantean convocar una huelga general. Pedro Reverte les ha recordado, por si acaso, que todavía están a tiempo de sumarse al pacto.

Los 'tijeretazos' al Tijeretazo

Estos son los principales cambios de la Ley de Medidas Extraordinarias para la Sostenibilidad de las Finanzas Públicas murciana

- Rebaja de la jornada laboral de 37'5 a 36'5 horas.

- Límite del plazo de vigencia de la Ley solo al ejercicio 2011. (Los acuerdos aprobados con anterioridad quedan suspendidos, y no derogados).

- Cobro del 100% de todas las retribuciones en caso de baja por enfermedad.

- Reducción en un 50% de los recortes salariales inicialmente previstos:

* De los 75¤ brutos mensuales que se reducían al personal docente, sólo se van a descontar 37'5¤.

* Al personal sanitario, en lugar de reducirse el 10% del importe de guardias y turnicidad, sólo se reducirá el 5%.

* Al personal de Administración y Servicios se le abonará el importe del proceso de homologación retributiva que venían percibiendo desde la nómina de diciembre de 2010.

- Reducción a la mitad del Plan de Acción Social (ayudas a la familia y discapacitados).

- Cómputo, de nuevo, de los permisos y licencias como días hábiles y no como naturales, y las horas de formación como parte de la jornada laboral si es formación obligatoria o requerida por la Administración.

- Negociación con los sindicatos de las convocatorias de ofertas de empleo y de la redistribución de efectivos en la Administración regional.

Más información