Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los padres de Madeleine, el lunes en 'Las mañanas de Cuatro'

Concha García Campoy entrevista en exclusiva al matrimonio McCann en la edición 750 del programa

La desaparición de la pequeña Madeleine McCann en Portugal el mayo de 2007 ha ocupado miles de páginas de periódicos y revistas, además de cientos de horas de televisión. Coincidiendo con el tercer año de la desaparición de la niña, el próximo lunes Las Mañanas de Cuatro ofrece una entrevista en exclusiva con los padres de la menor, a los que se investigó durante las pesquisas policiales. Los McCann, Gerry y Kate, negaron las acusaciones y lo vuelven a hacer, esta vez en su encuentro con Concha García Campoy, que se desplazó a su lugar de residencia en Inglaterra.

"En mi mente está muy claro que un hombre se llevó a Madeleine y tenemos que encontrarlo para saber dónde está mi hija. Que la policía no busque a ese hombre sino que sospeche de mí y de Gerry... Eso me duele", dice Kate.

El matrimonio relata punto a punto su versión de lo que ocurrió aquella noche y niega tajantemente que hubieran medicado a los niños, "es una vergüenza que eso se publicara. No tiene ninguna base. Es mentira". Aunque admiten que pudieron equivocarse al dejarlos solos para ir a cenar con un grupo de amigos. "La culpa nunca nos abandonará, hemos cometido un error y lo repetimos varias noches seguidas...Nunca pensamos que nuestros hijos estuvieran en peligro".

De sus otros hijos Sony y Amy, también hablan y cuentan que nunca les han ocultado lo que pasó. "Un psicólogo nos dijo que respondiéramos con honestidad a todas sus preguntas... Les explicamos lo del secuestro diciéndoles que si queremos algo no hay que cogerlo si es de otros. Y lo entendieron. Como si fuera un robo". Tres años después de la desaparición de Madeleine, sus padres no se rinden y continúan con su búsqueda, para lo que piden a las autoridades británicas que reabran la investigación.

Uno de los momentos emotivos de la entrevista es cuando la madre recuerda uno de los últimos momentos que pasó junto a su hija. "Allí estaba acurrucada contra mí. Entonces, me quitó el anillo de compromiso... Acostumbraba a hacerlo muchas veces y se lo ponía... Se lo puso mientras leíamos el cuento... Es maravillosa, qué puedo decir".