Mauritania detiene a un cómplice del secuestro de los españoles

Bou Ould Eweimar, vigilante jurado de una compañía de telecomunicaciones, ha sido apresado a 115 kilómetros de Nuakchot

Las fuerzas de seguridad de Mauritania detuvieron este viernes a un presunto cómplice del secuestro, hace justamente dos meses, de tres españoles en la principal carretera del país. El mauritano Bou Ould Eweimar, de 41 años, vigilante jurado de la compañía de telecomunicaciones Mauritel, fue apresado a 115 kilómetros de Nuakchot, según indican fuentes policiales y diplomáticas. Ewimar fue trasladado inmediatamente a la capital para ser interrogado.

Tres catalanes, Alicia Gámez, Roque Pascual y Albert Vilalta, fueron capturados el 29 de noviembre a 150 kilómetros al norte de Nuakchot. Formaban parte de un convoy con ayuda humanitaria de la ONG Barcelona Acció Solidària. Díez días después la rama de Al Qaeda en el Magreb (AQMI) reivindicó su secuestro en un comunicado junto con el de un francés, Pierre Camatte. Bajo cuerda exigió además a España un rescate pecuniario, cuya cantidad ha ido variando, para liberarlos.

Más información
El Sahel, nuevo escenario de Al Qaeda
Un nuevo vídeo muestra con vida a los tres españoles secuestrados en Mauritania
Al Qaeda exige ahora la excarcelación de reos en Mauritania a cambio de los rehenes españoles

Los tres catalanes fueron trasladados el norte de Malí y desde entonces el Gobierno español está negociando en Bamako, la capital maliense, la puesta en libertad de los tres rehenes. El Centro Nacional de Inteligencia lleva a cabo las conversaciones.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS